Hora 14 Fin de SemanaHora 14 Fin de Semana
Actualidad

Menos aves por el cambio climático

Al disminuir la nieve y las heladas en las lagunas del centro y el norte de Europa, muchas aves acuáticas optan por permanecer en esos lugares de cría y no migrar a sitios más cálidos. Esto ha provocado un descenso importante de algunas especies en varios humedales españoles.

Getty Images

Madrid

Voluntarios de más de 120 países de Europa, Asia Central y Occidental, y África, están elaborando estos días el censo internacional de aves acuáticas. En España, la encargada de coordinar a estos voluntarios es SEO/Birdlife. En Matinal SER hemos hablado con el ornitólogo Blas Molina, técnico del área de Estudio y Seguimiento de esta organización, sobre el cambio de tendencia en las migraciones de aves acuáticas que están provocando las temperaturas extraordinariamente altas que se están registrando en los últimos años.

Blas Molina admite que esas temperaturas elevadas están generando una reacción en cadena, que acaban sufriendo, al final, los ecosistemas. Si se reducen las nevadas y las heladas, y las aguas del centro o el norte de Europa no se congelan, las aves acuáticas deciden permanecer allí en lugar de iniciar la migración que las llevaría a invernar en humedales, por ejemplo, de España, a los que acudían para encontrar alimento.

ENTREVISTA CON SEO BIRDLIFE

04:56

Compartir

El código iframe se ha copiado en el portapapeles

<iframe src="https://cadenaser.com/embed/audio/460/001RD010000003991040/" width="100%" height="360" frameborder="0" allowfullscreen></iframe>

Las poblaciones invernantes de ánsares comunes se concentran en lagunas de Castilla y León o en las marismas del Guadalquivir. En los últimos años se ha visto una reducción importante en el número de aves de esta especie, y se ha comprobado que cada vez hay más ejemplares que se quedan en las zonas de cría. Esto se produce porque antes, esos espacios se cubrían de nieve o se helaban, mientras que ahora hay poca nieve o bien la lámina de agua no se congela. También se ha observado una tendencia negativa en especies como el porrón común y el porrón moñudo, así como en otro pato conocido como el silbón europeo. Está por ver si esta tendencia se ha mantenido en los últimos años, cuando se analicen los datos del censo.

La variación en las migraciones afecta también a los ecosistemas que solían acoger a las aves acuáticas en sus migraciones. Blas Molina vuelve a poner el ejemplo del ánsar común, que se alimenta de una especie de junco, llamado castañuela, entre otras especies vegetales. Cuando disminuye de forma considerable la presencia de ánsares comunes en los humedales, disminuye también la presión sobre esa planta, alterando la cadena alimenticia dentro del ecosistema.

Escucha la radioen directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después de la publicidad

En directo

A continuación

Último boletín

Emisoras

Elige una emisora

Compartir

Suscríbete

Tu contenido empezará después de la publicidad