Martes, 20 de Abril de 2021

Otras localidades

EL ANTROPÓLOGO INOCENTE

El adicto Hitler

El escritor alemán Norman Ohler desvela que el consumo de metanfetamina en el III Reich fue masivo tanto por parte de la población como de sus altos mandos, incluido el dictador Adolf Hitler

El adicto Hitler

.

Ni mucho menos es una justificación. Ni siquiera llega a ser una explicación, pero los hallazgos del periodista y escritor alemán Norman Ohler sobre el III Reich abren una nueva vía de investigaciones al inabarcable repertorio de atrocidades en la Alemania nazi. La sociedad alemana vivió durante el gobierno de Adolf Hitler en un estado de excitación continua provocado por el consumo masivo de metanfetamina tanto por parte de la población civil, como de la militar y de sus altos mandos.

Un sobre de metanfetamina comercial.

"El abuso de la metanfetamina va de abajo hacia arriba al principio y eso es bastante interesante porque en una dictadura podrías pensar que son los altos mandos los que ordenan la toma de drogas, pero hubo investigaciones que desvelaron que la pervitina se extendió en Berlín sin que nadie lo ordenara", asegura Ohler. Después se hicieron las pruebas en el ejército. La pervitina (nombre comercial de la metanfetamina) aportaba a los soldados valor y evitaba que se cansaran. "Ahí es donde la Wehrmacht empieza a tener un abastecimiento y también comienza el enfoque desde arriba hacia abajo". Así es como asegura Ohler que pudo desarrollarse la estrategia del blietzkrieg -la guerra relámpago- y Hitler conquistó Polonia y la Europa occidental en unas semanas.

El führer, el mayor adicto

Hitler predicó con el ejemplo si de drogadicción se trataba. El dictador alemán consumía hasta 74 sustancias diferentes diarias en los últimos días de su vida, según las investigaciones del escritor alemán. Una de sus adicciones fue a la cocaína: “No te preocupes por un tratamiento, tú dame la cocaína y todo irá bien, que tengo una reunión muy importante con el ejército y necesito poder pensar claramente”. Esta es una de las aclaraciones que Ohler sostiene que hizo Hitler a uno de sus médicos, Erwin Giesing.

Algunas de las anotaciones que se refieren al médico de Hitler, Theo Morell. / Crítica

Pero la cocaína no fue la sustancia predilecta de Hitler. Así lo corroboran los documentos de otro de los médicos personales de Hitler, Theo Morell, que llegó a convertirse en una de las personas de mayor confianza del führer. Morell empezó inyectando vitaminas a Hitler y acabó por convertirlo en un adicto al eukodal, un fuerte opiáceo. En abril de 1945, cuando los aliados cercaron Berlín y Morell era incapaz de encontrar eukodal para Hitler, fue despedido y huyó. Hitler se suicidó a los pocos días. Su médico cayó en desgracia y murió en un hospital en Baviera. 

Pero, ¿habría cambiado la guerra si Hitler no hubiera sido un adicto? "De ninguna forma", responde Ohler. "Las drogas hacían que Hitler se mantuviera más tiempo en ese estado delirante y que no hiciera caso a sus altos mandos. Con un líder sobrio y racional los aliados hubieran tenido que encontrar una manera de negociar para llegar a una solución, así que la medicación del doctor Morell quizá fue beneficiosa para los aliados", reflexiona el investigador alemán.

Cinco años investigando los archivos alemanes y estadounidense han servido a Norman Ohler para escribir El gran delirio: Hitler, drogas y el III Reich (Crítica), un libro en el que el periodista alemán desentierra algunos de los secretos mejor guardados de los nazis, como las múltiples adicciones de su líder, Adolf Hitler y el consumo masivo de metanfetamina entre los alemanes.

Hablamos con el autor y con Jacinto Antón de la forma en la que puede cambiar nuestra manera de ver el desenlace de la II Guerra Mundial el descubrimiento de estos archivos, sobre todo las notas de Theo Morell, médico personal de Hitler.

Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

A continuación

    Último boletín

    Emisoras

    Elige una emisora

    Cadena SER

    Compartir

    Tu contenido empezará después de la publicidad

    Cadena SER

    ¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?