Últimas noticias Hemeroteca

Lunes, 24 de Febrero de 2020

Otras localidades

Las mujeres reivindicativas de los Goya

La desigualdad de salarios por género, la precariedad laboral o la defensa de los desahuciados han protagonizado los discursos más reivindicativos de la noche, entre ellos el de Ana Belén, Goya de Honor

La actriz Ana Belen tras recoger su Goya de Honor / ()

La desigualdad salarial también afecta al mundo del cine. Así lo han dejado claro muchas actrices en la noche de los Premios Goya. La primera era Cuca Escribano, vestida con un chal en estaba impreso la frase "Más papales femeninos".

EFE

Eso mismo ha reivindicado sobre el escenario Ana Belén, Goya de Honor 2017. "Tampoco llego a comprender por qué a las mujeres aún nos cuesta tanto que nos reconozcan como a los hombres, y menos en una profesión tan liberal como esta. Estamos mejor que hace cincuenta años pero se me escapa la razón por la que hay tantas mujeres en el cine", decía la actriz en su discurso de agradecimiento.

Según datos de la Unión de Actores, las actrices sufren un seis por ciento más el paro que los actores; pero la precariedad afecta por igual a hombres y a mujeres. Solo un ocho por ciento de los intérpretes puede vivir de su profesión. Por eso, muchos de los nominados se han acorado de sus compañeros de profesión. También el vicepresidente de la Academia de Cine, Mariano Barroso, que ha subido al escenario a pronunciar el tradicional discurso, junto a la presidenta, Ivone Blake.

"A pesar de la precariedad de muchos compañeros, no somos un sector que vive del Estado, somos un sector que genera riqueza para el Estado y oportunidades de empleo para la sociedad española", decía Barroso, insistiendo en el doloroso IVA al 21 por ciento, que un año más sigue intacto.

Daniel Guzmán, que este año entregaba premio, después de su éxito el año pasado con A cambio de nada, recordaba la situación de muchos compañeros. "Ya que estamos con datos, solo el ocho por ciento de los actores de nuestro país puede vivir de su trabajo".

Roberto Álamo, ganador del Goya a mejor actor por el thriller de Rodrigo Sorogoyen, Que Dios nos perdone, se lo dedicaba a todos los actores y actrices de este país, a los que trabajan, pero sobre todo a los que no trabajan. "Algún día compañeros nos veremos cara a cara sobre los escenarios".

Películas para Rajoy

Otro tema de la noche ha sido la desafortunada declaración del presidente del Gobierno en la que presumía de no iba al cine. Por eso, una de las preguntas en la alfombra roja era recomendaciones para iniciarse en el cine español. Un colega suyo, Pablo Iglesias, secretario general de Podemos, con traje y pajarita morada, le recomendaba dos. "Ha habido dos películas españolas que me han entusiasmado, El hombre de las mil caras, la historia de España que no se puede repetir y Tarde para la ira, y de las extranjeras Yo, Daniel Blake, que me ha hecho llorar y tiene que ver todo el mundo".

"El cine español no solo se ve dentro, también se ve fuera, aunque haya gente que no lo quiera ver", decía mordaz Natalia de Molina al entregar un premio. Y un ganador, Juan Antonio Bayona, pedía al recoger su Goya a mejor dirección por Un monstruo viene a verme, que haya una defensa de la cultura. "Me siento parte de la familia del cine español", afirmaba el director.

Por los desahuciados

Silvia Pérez Cruz ha cantado sobre el escenario una de las canciones de la película que protagoniza, el musical Cerca de tu casa, sobre los desahucios. Un tema que ha querido dedicar a todos los desahuciados.

El director del documental Frágil equilibrio, ganador del Goya en esa categoría, ha insistido en que su documental, una serie de historias de personas que sufren las consecuencias del neocapitalismo, va dedicado a los que sufren el peso de las fronteras y a todos los que han perdido sus casas en este país.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?