Últimas noticias Hemeroteca

Lunes, 16 de Septiembre de 2019

Otras localidades

Política, política y política: no hay otra salida

¿Aporta alguna solución esta condena al conflicto que nos ocupa? La respuesta, claro, es 'no', porque las acciones judiciales nunca van a solucionar cuestiones políticas

El Tribunal Superior de Justicia de Cataluña ha condenado a dos años de inhabilitación a Artur Mas por sacar las urnas aquel 9 de noviembre de hace tres años. Podríamos a partir de aquí estar horas discutiendo –y sin duda ustedes lo harán- sobre lo acertado o disparatado de la sentencia.

Anda la derecha montaraz llorando por las esquinas ante la benevolencia de los jueces, que la condena justa quizá habría consistido para ellos en pena de cárcel, grilletes y cadenas, mientras Pablo Iglesias considera la sentencia una vergüenza, al tiempo que mete con calzador la palabrita esa de 'la trama', la nueva tabarra de los jóvenes de Podemos.

Da igual la sentencia. Lo importante es otra cosa: ¿Aporta alguna solución esta condena al conflicto que nos ocupa? La respuesta, claro, es 'no', porque las acciones judiciales nunca van a solucionar cuestiones políticas. Y pasará lo mismo si entran en la cárcel todos los Pujol, o los responsables del 3%, o los saqueadores del Palau, que si ocurre, seguro que será por merecimientos propios, pero en nada modificará tal cosa el hecho comprobado de que en Cataluña hay, a ojo de mal cubero, un 70% de ciudadanos que quiere un referéndum.

Nuestras vidas son los ríos que van a dar en la mar. Pero en paralelo. La política, de eso hablamos, requiere política, no sentencias.

¡Qué hastío!

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?