Lunes, 23 de Septiembre de 2019

Otras localidades

La vergonzosa multa de diez dólares que cambió la historia de Estados Unidos

Hace 63 años, Rosa Parks fue arrestada y multada por no ceder su sitio en el autobús a una persona de raza blanca

Aunque objetivamente se puede decir que Rosa Parks tuvo un mal día 5 de diciembre, también podríamos argumentar que fue un mal necesario para acabar con una injusticia latente. Porque tal día como hoy, en 1955, Rosa Parks fue multada con 10 dólares por unos hechos que habían tenido lugar 4 días antes.

El día 1 de diciembre, Rosa estaba sentada en la quinta fila de un autobús local en la ciudad de Montgomery, en el estado norteamericano de Alabama. En una de las paradas, entró un hombre blanco, y al estar las primeras filas ocupadas, el conductor ordenó que todas las personas de color se movieran una fila hacia atrás. Y lo hicieron. Menos Rosa, que se negó a aceptar que su color de piel fuera menos digno de la quinta fila que el del hombre blanco que acababa de entrar. Rosa fue arrestada y condenada a pagar una multa. Pero no se resignó.

Su caso ganó notoriedad nacional y la comunidad afroamericana decidió boicotear a la compañía de autobuses de Montgomery. Un año después, la empresa estaba prácticamente en bancarrota y el tribunal federal declaró que la segregación racial en los autobuses era ilegal.

La lección que nos dio Rosa es evidente: no porque algo sea legal significa que sea justo. Y si no lo es, tenemos que hacer todo lo posible por cambiarlo.

si te has quedado con ganas de más

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?