Últimas noticias Hemeroteca

Domingo, 08 de Diciembre de 2019

Otras localidades

'Doña Francisquita', cuando los judíos se encontraron con la zarzuela

La Filmoteca Española restaura 'Doña Francisquita', una película que produjeron un grupo de judíos que vinieron a la República Española en el 34 huyendo del nazismo y que habla del deseo femenino

Fotograma de Doña Francisquita /

Todavía hoy pesan sobre la Zarzuela estereotipos asociados a la dictadura. El imaginario colectivo concibe al género chico como un tipismo de folclore rancio, culpa de la mordaza que impuso a cualquier manifestación artística el franquismo.  La Zarzuela es un género popular y, como tal, sufre la mirada altiva de quiénes lo consideran algo menor. Pero no siempre fue así.

Durante la Segunda República, de 1931 hasta 1936, fue uno de los géneros más queridos por el público y uno de los que tuvo diversas adaptaciones al cine, en una de las épocas de esplendor del séptimo arte en nuestro país. Conseguía llevar a un público amplio historias de amor, pero también tramas políticas y sociales que hacían que los espectadores se reflejasen en sus canciones. 

Eso ocurrió con Doña Francisquita, una Zarzuela del músico catalán Amadeo Vives y estrenada en el año 23. Tuvo una gran aceptación del público y gustó hasta a un grupo de judíos que habían llegado a nuestro país huyendo de la Alemania Nazi. David Oliver, J.J. Letsch y Kurt Flatau pusieron dinero e impulsaron la creación de Ibérica Films, una productora y distribuidora afincada en Barcelona, que tuvo como socios al político catalán Mariano Rubió i Tudurí.

La primera producción de la empresa fue precisamente la adaptación de Doña Francisquita, que utiliza el texto de la Zarzuela y acaba de ser restaurada, 85 años después, por la Filmoteca Nacional en colaboración con el Teatro de la Zarzuela. Para Josetxo Cerdán, director de Filmoteca Española la película tiene una enseñanza primordial: “a pesar del tiempo que ha transcurrido desde que se estrenó la película original, Doña Francisquita nos enseña en la actualidad que la colaboración entre diferentes culturas puede resultar en la creación de algo maravilloso”.

La película fue una de las más taquilleras de aquel año, previo a la guerra civil, donde la zarzuela era un género muy moderno y popular. la historia es tremendamente actual, puesto que habla del deseo femenino. Es curioso lo pegada que estaba esta producción a la actualidad, ya que en la República estaba legalizado el divorcio y la libertad sexual de la mujer era mucho más abierta que la de décadas posteriores. 

La obra está protagonizada por tres mujeres, la Francisquita del título, su madre Francisca y su oponente, Aurora “la beltrana”, expresan y gestionan sus deseos sin complejos y son estos los que mueven la trama. Fernando González García, profesor en la Universidad de Salamanca, señala que “el reestreno de Doña Francisquita en su versión restaurada permite comprender tanto las buenas críticas que recibió en el momento de su estreno, como el éxito de público del que gozó, siendo la tercera película española de ese año que más días permaneció en cartel en España”.

 

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?