Últimas noticias Hemeroteca

Lunes, 27 de Enero de 2020

Otras localidades

Javier Sádaba, la ética y la política

Visitamos la casa del filósofo para analizar la política y acabamos hablando de amor

El filósofo Javier Saba durante la presentación de su libro ‘Memorias desvergonzadas’ en Málaga /

Mañana gélida en Madrid. Javier Sádaba nos recibe en su casa del barrio de Bellas Vistas, recién llegado de Bilbao. Casi no ha dormido, pero ha tenido tiempo de preparar una mesa de desayuno en la que hay polvorones, yogures, zumo de piña, magdalenas y galletas con fibra. Se excusa diciendo que nunca desayuna en casa y me ofrece lo que ha podido improvisar, y ya en ese momento menciona Elena, su mujer, fallecida hace 5 años. "Desde que vivo solo casi no entro en la cocina" , nos cuenta mientas despeja los libros que ocupan casi todos los muebles del salón.

El día en que Pedro Sánchez comunica al jefe del estado su nuevo gobierno, el primero de coalición desde la transición, queremos hablar de política y políticos con este filósofo, catedrático honorífico de ética en la Universidad Autónoma de Madrid.

El filósofo y el político raramente se entenderán. Es verdaderamente difícil ante el pragmatismo, el pase corto del político, la obsesión por volver a ganar las elecciones (...) La ambición que se va acumulado con el poder. Y el filósofo que pone las cosas en cuestión, que es crítico, que debería ser autocrítico, pues suele haber un choque”(...)”Yo creo que  vendría muy bien, estupendamente, si no filósofos, una dedicación mayor teórica (…) e insistir mucho en que se tenga cultura democrática”.

Bromeamos con Sádaba sobre si hubiese aceptado algún cargo público. “Yo soy respecto al mundo político bastante escéptico, tal y como ha discurrido probablemente desde Pericles, pero en los últimos tiempos más, y más todavía en este país. Me parece importante implicarme en la sociedad en los huecos en los que se pueda decir algo, si soy útil donde pueda serlo dentro de mis posibilidades que tienen que ver con la palabra, con el modelo, pues ahí si me propusieran algo lo aceptarían”.

“Yo he tenido una mujer maravillosa a la que echo mucho en falta”.

Javier Sádaba sigue declarando su amor a Elena, su mujer y el amor de su vida. La sigue echando de menos, y por eso dice que el amor es una historia que siempre acaba mal. Así es como un desayuno que quiso ser político, acabó en un canto al amor.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?