Jueves, 24 de Septiembre de 2020

Otras localidades

Un mal día lo tiene cualquiera

A 'Billy el niño' le salió el tiro por la culata

Tal día como hoy en 1881, el famoso pistolero americano pasó a la historia con solo 21 años

El pistolero Billy El Niño en el momento de su muerte

El pistolero Billy El Niño en el momento de su muerte / Getty Images

Para ascender rápidamente al mundo de las celebrities contemporáneas, lo más habitual es acostarte con un famoso o participar en un reality televisivo. Lo ideal para asegurar el tiro es hacer las dos cosas.

En los Estados Unidos de finales del siglo XIX, lo de asegurar el tiro tenía un sentido mucho más literal. Si querías salir del anonimato, el revólver era tu mejor arma. El problema del pistolerismo como forma de vida es que había una probabilidad bastante elevada de cruzarte con otro aspirante a famoso y que tu carrera fuese más corta que la de Geno de OT.

En el caso de nuestro protagonista de hoy, el nombre con el que pasó a la historia es un spoiler de lo rápido que lo hizo. Porque el que tuvo un mal día el 14 de julio de 1881 fue Billy el Niño. Que me imagino que si hubiese conseguido ver muchos más amaneceres se habría acabado llamando Billy el Señor o William el Octogenario. Pero no. Billy murió con 21 años, y no precisamente de muerte natural.

El sobrenombre de “el niño” o “the kid” se lo había ganado a pulso, porque había sufrido su primer arresto con 16 años acabados de cumplir.

Cuando tenía 17, cometió su primer asesinato. Lo de llamarse Billy ya es un poco más raro, porque hasta ese crimen se había llamado Henry McCarty, y a partir de entonces se hizo llamar William H. Bonney. Tres años más tarde, y después de dejar unos cuantos cadáveres más en su camino, Billy fue arrestado por el sheriff Pat Garrett.

Fue llevado a juicio y condenado a morir ahorcado por sus crímenes. Pero Billy haría una última escapada antes de enfrentarse a su destino. Huyó de la cárcel, matando a dos ayudantes del sheriff en el proceso.

El 14 de julio de 1881 Pat Garrett fue a esperar a Billy a casa de un amigo suyo, sospechando que se estaba escondiendo allí. Hacia el anochecer, Billy entró en la casa, y, como estaba a oscuras, no reconoció a Garrett. Preguntó quién era mientras sacaba su revólver, pero Garrett fue más rápido. Disparó contra el joven forajido con suficiente puntería como para causarle la muerte.

Billy, que ya se había hecho famoso en los periódicos de la época, se fue directo a los libros de historia.

Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

Último boletín

Emisoras

Elige una emisora

Cadena SER

Compartir

Tu contenido empezará después de la publicidad

Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?