Martes, 20 de Octubre de 2020

Otras localidades

SERIES | Patria

Aitor Gabilondo, creador de 'Patria': ''Lo he dicho mil veces, el dolor no tiene bando"

La serie que adapta la novela de Fernando Aramburu ya está disponible en HBO

Las actrices Ane Gabarain (L) director Aitor Gabilondo (C) y Elena Irureta (R) protagonistas 'Patria' en San Sebastián

Las actrices Ane Gabarain (L) director Aitor Gabilondo (C) y Elena Irureta (R) protagonistas 'Patria' en San Sebastián / Carlos Alvarez (Getty Images)

Aitor Gabilondo reconoce que después de tres años de preparación es un alivio que la serie ya vaya a verla los espectadores. Patria ha generado expectación, por el éxito del libro, y por el momento tenso que se vive en la política española, donde las redes sociales parecen magnificar todos los conflictos. Sobre la dificultad de llevar a la pequeña pantalla una historia sobre ETA, dice que si no se hace más es por dolor, no por amnesia. "Había un pacto de convivencia durante muchos años, en las cuadrillas, en las familias y en los trabajos de evitar hablar de ciertos temas. ahora se puede empezar a hablar y a matizar, sin que por decir cualquier cosa ya estés estigmatizado. Pero esto es una serie de televisión y lanza preguntas y no respuestas. Después de tres años haciendo esta serie, sigo teniendo muchas preguntas. Lo importante es poder hablar, no tener razón", decía Aitor Gabilondo en la presentación de la serie en San Sebastián.

A la polémica del cartel partido en dos, con un fotograma de un atentado de ETA y otro de las torturas policiales, se ha pasado a la acusación de plagio de Fernando Aramburu, el escritor de la novela. "A mí eso ya no me afecta en nada. Yo también leí el otro libro en otro tiempo y no tengo opinión sobre eso, ni lo sé, ni me corresponde", zanja el creador. Con él y con las dos actrices, Ane Gabarain y Elena Irureta hablamos en el festival.

¿Qué fue lo más difícil de la adaptación de un libro con tantos personajes y puntos de vista?

Ane Gabarain: Intentando hacer una actuación contenida, muy de carne y hueso y evitando caer en el estereotipo. Me preocupaba que el personaje no tuviera dimensión humana y eso es en lo que obsesivamente he trabajado, que fuera un personaje persona, de carne y hueso, y que entendiéramos todo.

Elena Irureta: Yo siempre digo que los que más difícil se me hacia cuando veía el guion eran los monólogos de ellas a la nada. Luego, como estaba tan claro. Como teníamos dos edades distintas, un poco más joven y de mayor, ese salto igual se daba de un día para otro, tenías que colocarte muy bien. No solo por la evolución del físico del personaje, sino por el dolor.

Aitor Gabilondo: El proceso ha sido largo, de varias fases. Primero la escritura de los guiones, que fue la parte más cómoda porque estaba solo, no había que hablar con tanta gente. Los monólogos fueron la decisión más complicada, una habla con la tumba y la otra con un santo, algo que de repente podía ser una contradicción, que dos señoras que son tan con los pies en la piedra, pero con estas actrices era fácil. Igual sin ellas no sé si me había atrevido.

¿Y HBO?

Gabilondo: Tuve la suerte de contar con HBO y con los directores, Félix Viscarret y Óscar Pedraza. Es una historia que mueve, que toca, pero siempre pensé que lo mejor era contarlo lo más honesto posible. Con HBO ha sido un trabajo grato. No nos conocíamos y hemos ido haciéndolo sobre la marcha. Nos han dado tiempo y medios y nos han respetado y esa es una de las claves por la que estamos satisfechos del trabajo.

El libro gustó y emocionó a lectores muy diferentes, desde Rajoy a Belén Esteban… por citar algunos, ¿cuál es el éxito del relato de Aramburu? ¿La serie también pretende ese abanico de espectadores?

Aitor Gabilondo: Si hubiera sabido que iba a ser tan fenómeno, no me hubiera atrevido a hacerlo. Luego fue creciendo al lado, pero no sé si esas personas que has citado han leído el libro realmente.

Elena Irureta: Es un libro muy fácil de leer, muy terrenal.

Aitor Gabilondo: Es la historia de dos mujeres, casi hermanas, que podrían ser hermanas de verdad. Con un fondo tan dramático y reconocible, y cómo superan con mucha dificultad obstáculos psicológicos, sociales, vivenciales y todo el trauma de sus familias. Es el viaje que dos mujeres, normales y corrientes, dos personas sin formación, dos amas de casa, hacen hacia un acercamiento muy tímido de sus posiciones, desde un dolor muy absoluto, cada una el suyo. Ese viaje hacia la luz después de tanto sufrimiento. Para que ese abrazo de hierro que se dan al final tuviera sentido, era importante que se entendiera el viaje de ellas y de sus familias. Es una buena historia y de ahí el éxito.

Patria va a llegar también a un público joven, que es el que consume series, y que no vivió esos años del conflicto que retrata la serie…

Aitor Gabilondo: Aunque es un tema complejo, es fácil de ver y digerir y eso lo hace dinámico. Creo que puede ser una manera de introducirse en la historia. Siempre pongo el ejemplo de Chernóbil, que no es algo que de inicio vaya a interesar a un chaval y, sin embargo, entra y la ve, porque tiene muchos elementos.

Elena Irureta: Una mujer salió de la proyección diciendo que había que ponerla en todos los colegios, para que vieran, para que no olviden. Es que los más jóvenes no han conocido esto y no se puede pasar página así como así.

Aitor Gabilondo: Teniendo en cuenta siempre que es solo una serie de televisión.

El cine sí había contado distintos momentos de ETA, con Uribe quizá como máximo exponente; pero la televisión no lo había hecho. ¿Qué ha pasado para que se produzca este cambio? ¿Hay una necesidad de relatar un pasado muy reciente?

Aitor Gabilondo: A mí todo el discurso de ganadores y perdedores no me gusta. No encuentro ningún personaje en esta serie que gane nada. No estoy de acuerdo con esa división. La televisión tiene ahora la posibilidad de contar otro tipo de series con las plataformas y eso ha hecho que se pueda hacer. También que ETA cesara el uso de las armas hace diez años. Esos directores lo hicieron con las armas y eso es diferente. También me gustaría decir que ha habido muchos escritores, Bernardo Atxaga, Ramón César Vitoria… gente que ha escrito novelas e historias fascinantes en torno al tema. Espero que Patria abra el camino a que se cuenten más series en la televisión. Hay muchas historias, muchos caminos y muchos puntos de vista.

¿Te dio miedo que la serie entrara en una dinámica polémica, como ocurrió a otros como Médem con La pelota Vasca?

Aitor Gabilondo: Cuando yo leí el libro no lo pensé. Pero cuando empezó a tener éxito, que el éxito es sospechoso, pues ya todo se magnificó. A mí me han dicho de todo en estos años sobre todos los personajes, para bien y para mal. Cuando llegó la polémica del cartel, ya estaba vacunado. No me ha sorprendido.

Ane Gabarain: No te puede devorar eso, tienes que hacer tu trabajo y ya.

O sea, que no eres equidistante…

Aitor Gabilondo: No sé muy bien a qué se refieren con equidistante. Lo he dicho hasta la saciedad, el dolor no tiene bando. Esto es así. Luego las cosas que ocurren tienen su gravedad y no son cosas equiparables. Eco el dolor no tiene bandos y todos estos personajes tienen ese dolor. Esto es una serie de gente corriente, no es de políticos, ni de jueces, ni de nadie…, pero ahí está Twitter, superaremos Twitter como sociedad.

 

Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

Último boletín

Emisoras

Elige una emisora

Cadena SER

Compartir

Tu contenido empezará después de la publicidad

Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?