Jueves, 03 de Diciembre de 2020

Otras localidades

Coronavirus Covid-19

¿Estamos preparándonos para la llegada de la vacuna?

Por simple que sea el procedimiento que se arbitre para distribuir la vacuna, ha de ser un Everest organizativo

Una pregunta que parece prematura. ¿Estamos preparándonos para la recepción y distribución de la vacuna?. Parece prematura. No entiendo por qué en el mejor de los casos y, si se cumplen nuestras esperanzas, aún tardará meses en llegar y hay urgencias que reclama nuestra atención. Pero la magnitud de la logística, desde el almacenamiento del fármaco y su distribución hasta la burocracia para dirigir el acceso ordenado al mismo y el sinnúmero de decisiones políticas y técnicas complementarias, supondrá un desafío de gran envergadura que imagino afectará a varios ministerios, además de al Servicio Público de Salud, n sé si también a la sanidad privada, y que exigirá una coordinación bien afinada con las comunidades autónomas.

Doy por hecho que se está trabajando en ello. Otra cosa sería inimaginable, pero como no oigo nada al respecto y como nuestra tendencia a no acordarnos de Santa Bárbara hasta que truene, es una tradición nacional muy arraigada, me permito señalar esta circunstancia e interesarme por el tema e interesarme, lo confieso, con alguna inquietud.

Con la pandemia de coronavirus hemos descubierto en nuestro sistema de salud deficiencias que no esperábamos y con las ayudas del escudo social hemos comprobado que tampoco funciona como es debido. La máquina administrativa, el ingreso mínimo vital, que es la urgencia por antonomasia, se ha dado de bruces con la burocracia, confirmando una vez más ese terrible aforismo Si mala es la ley de la jungla, a veces es peor la jungla de la ley.

Procedimientos complejos, inmisericordes para los usuarios, grandes cantidades de papeleo, duplicidades, falta de personal... La solicitud de la preceptiva inscripción en el padrón ha colapsado, por ejemplo, las oficinas del padrón de los ayuntamientos de España. Asimismo, está habiendo grandes retrasos en el cobro de los ERTE, en ocasiones porque las empresas no están remitiendo la documentación pertinente y porque también falta personal en las oficinas del Servicio de Empleo Público Estatal. Y lo mismo está ocurriendo con las ayudas para desocupación a otros colectivos, trabajadores temporales, empleadas de hogar, fijos discontinuos, etcétera. Son antecedentes que justifican la inquietud a la que me refería, porque por simple que sea el procedimiento que se arbitre para la vacuna, ha de ser un Everest organizativo, pues va a afectar a 47 millones de personas. Así que no estoy vendiendo la leche antes de ordeñar la vaca. Estoy interesándome por la vaca. 

Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

Último boletín

Emisoras

Elige una emisora

Cadena SER

Compartir

Tu contenido empezará después de la publicidad

Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?