El cine en la SEREstrenos Cine
Cine y TV

'Arrebato': la película más fascinante y maldita del cine español

La plataforma Flixolé estrena una versión inédita del film de Iván Zulueta

Will Moore protagonista de Arrebato / FlixOlé

Madrid

Si hay una película fascinante en la historia del cine español esta es Arrebato, el film dirigido por Iván Zulueta que se estrenó en España el 9 de junio de 1980. Es, como recordaba la actriz Cecilia Roth, una de las protagonistas del film, “un largometraje que se adelantó a su tiempo. Es el comienzo, el permiso, la puerta abierta para lo que vino después, tanto estética como narrativamente”.

Arrebato es, efectivamente una película hipnótica. Cuenta la relación de dos personajes, un director de películas baratas de terror y un realizador de cortos de super 8, que están enganchados al cine como si éste fuera una droga más. Una adicción que se va haciendo cada vez más y más fuerte, hasta el punto de que las imágenes van a ir poseyendo y dominando la vida de los protagonistas como si estuvieran colgados de la heroína.

La película habla abiertamente del suicidio, los estupefacientes y la homosexualidad. Está protagonizada por Eusebio Poncela, Cecilia Roth y Will Moore. También interviene en ella el recientemente fallecido periodista cinematográfico Antonio Gasset en un pequeño papel de montador de cine. Además, se puede escuchar la voz de Pedro Almodóvar doblando los diálogos del personaje que interpreta Helena Fernán-Gómez. “Iván estaba desconcertado con la actuación de Helena y pretendía hacer algo raro. Quería que el espectador no estuviera seguro de si era un chico, una chica, un travesti... Quería dislocar un poco la identidad del personaje y me dijo: ¿Por qué no haces algo con tu voz? Y así es cómo nació la idea”, recordaba el propio Almodóvar en el documental Arrebatados que produjo hace unos años el canal TCM.

El director manchego participó también como figurante en algunas escenas que, al final, fueron cortadas. Y es que el cine de Zulueta, y en especial Arrebato, influyó mucho en la primera etapa de Almodóvar, especialmente en La ley del deseo.

Iván Zulueta nació en San Sebastián el 29 de septiembre de 1943. Con 20 años viajó a Nueva York en donde vivió la eclosión del movimiento pop con Andy Warhol y Roy Lichtenstein como abanderados en el mundo de la pintura. En la ciudad de los rascacielos se empapó del llamado cine underground y de vanguardia que se hacía por entonces. Cuando regresó a España ingresó en la Escuela Oficial de Cine. En Televisión Española trabajó junto a José María Iñigo en un programa musical innovador y rebelde titulado “El último grito”.

Cecilia Roth en una escena de Arrebato / FlixOlé

En 1969 realizó su primer largometraje: “Un, dos, tres al escondite inglés”, un musical pop muy cercano a la película de los Beatles Qué noche la de aquel día. El guion, escrito mano a mano con Jaime Chávarri, era una sucesión de divertidas actuaciones musicales a cargo de cantantes y de grupos entonces famosos como los Pop-Tops, Fórmula V o Los Mitos y con el Festival de Eurovisión como telón de fondo. Comercialmente apenas tuvo repercusión, pero sí se hizo un pequeño hueco en las llamadas salas de arte y ensayo de la época.

Después de esta primera experiencia cinematográfica, Iván Zulueta se centró en la realización de cortometrajes en Súper 8, unas pequeñas obras maestras que hoy se han convertido en verdaderos objetos de culto para los cinéfilos: Kin Kon, Mi ego está en Babia, El mensaje es facial, Leo es pardo. “Las películas de Súper 8 son impresionantes y sus cortos desembocan en su obra maestra que es Arrebato, dice Pedro Almodóvar en el documental Arrebatados. “Tendía a hacer unas películas absolutamente abstractas donde el argumento importaba menos y donde las imágenes tenían su propio argumento”.

Para Antonio Gasset, que también interviene en el documental Arrebatados, “Todo lo bueno de Arrebato no está en el guion, sino que está posteriormente en el rodaje, consiguiendo momentos y emociones únicas en el cine español”. Y añade: “Yo no soy nada mitómano y creo poco en el cine de culto. Arrebato no es evidentemente la mejor, pero es una de las grandes películas del cine español y una de las más interesantes y originales”.

Después de estrenar Arrebato, Iván Zulueta desapareció del panorama cinematográfico. Sus problemas con las drogas hicieron que se aislara y que permaneciera prácticamente encerrado en su casa haciendo cientos de fotografías con una máquina polaroid, experimentando una y otra vez con las posibilidades de la imagen. Una década después reapareció brevemente como director filmando un episodio de la serie de Televisión Española Delirios de amor titulado Párpados. Después volvió a su Donostia natal donde vivió prácticamente aislado hasta su muerte. Falleció en San Sebastián el 30 de diciembre de 2009.

Ahora, la plataforma de cine español FlixOlé estrena en exclusiva una versión inédita de Arrebato con una alta calidad de imagen y sonido. Se trata de una copia que no se ha podido ver hasta ahora en España y que solo se ha proyectado en algunos cines de EEUU. Se estrenó en el prestigioso Anthology Film Archives de Nueva York y ha recorrido más de veinte ciudades del país americano. También se ha exhibido en el cine The New Beverly de Los Ángeles, propiedad del cineasta Quentin Tarantino. Han pasado más de 40 años de su estreno comercial y Arrebato de Ivan Zulueta sigue haciendo historia en el cine español.

Escucha la radioen directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después de la publicidad

En directo

A continuación

Último boletín

Emisoras

Elige una emisora

Compartir

Suscríbete

Tu contenido empezará después de la publicidad