Últimas noticias Hemeroteca

Los chinos podrán comer jamón ibérico

Don Juan Carlos consigue un acuerdo para vender productos españoles derivados de la carne de cerdo en reunión con el primer ministro chino

Su Majestad el Rey Juan Carlos I se ha manifestado a favor de una intensificación de las relaciones comerciales con China que permitan abrir nuevos campos de colaboración con el país, aunque teniendo en cuenta la necesidad de que España reduzca su déficit comercial con el país asiático, señaló en declaraciones realizadas durante su asistencia la inauguración de la II Cumbre Empresarial Hispano-China en Pekín.

"Debemos ser más ambiciosos, explorar nuevos ámbitos de cooperación e intensificar nuestra colaboración", señaló don Juan Carlos, que agregó que "son muchos los esfuerzos que aún podemos y debemos desplegar para equilibrar nuestro comercio bilateral y aprovechar su enorme capacidad de crecimiento".

Un punto en el que coincidió con el secretario de Estado de Comercio, Pedro Mejía, quien en una breve intervención durante la inauguración manifestó que, aunque las exportaciones españolas a China se han duplicado desde 1995, las importaciones chinas se ha multiplicado por 7 en el mismo periodo, por lo que demandó una más rápida eliminación de las barreras comerciales.

El Viceprimer Ministro de Comercio chino, Hui Liangyu respondió a estas demandas señalando que "es inevitable que se produzcan algunas fricciones en el desarrollo de las relaciones" económicas y comerciales, aunque abogó por el diálogo para resolverlas y se comprometió a ayudar a la empresa española para evitar los desequilibrios en la balanza comercial.

Acuerdo comercial

China ha accedido a abrir su mercado a los productos derivados de la carne de cerdo. El compromiso ha sido arrancado por el Rey Juan Carlos al primer ministro chino en una reunión celebrada en Pekín.

Con este acuerdo, el viaje de los Reyes al gigante asiático, en el que viven 1.300 millones de persona, entra en su parte más económica, avalada por la amplia delegación de empresarios españoles que viajan con el séquito real.

El ministro de Asuntos Exteriores, Miguel Ángel Moratinos, ha dicho que es una buena manera de celebrar el año chino del cerdo.

Colaboración en el ámbito internacional

Don Juan Carlos, por otro lado, defendió también en su discurso la cooperación para trascender las fronteras de ambos países. "Disponemos de oportunidad de colaboración a nivel mundial, particularmente en aquellos terceros mercados en los que las empresas chinas o españolas desempeñan un papel preponderante", dijo, aspecto en el que también Mejía redundó.

El jefe de la diplomacia española recordó, asimismo, que en este tercer viaje oficial que realiza a China se ha incluido una parada en la provincia occidental de Sichuan, a la que España desea manifestar su apoyo al desarrollo de las zonas menos desarrolladas del país y destacó "las posibilidades de negocio que allí se abren al trabajo conjunto de empresas chinas y españolas".

Tras la inauguración de la cumbre se organizaron cuatro grupos de trabajo para analizar los sectores de los bienes de equipo y automoción, las energías renovables y medio ambiente, las infraestructuras y telecomunicaciones así como los servicios financieros.

Don Juan Carlos se desplazó, en compañía de doña Sofía, a visitar la sede de China Netcom e inaugurar su nuevo servicio de atención telefónica en cooperación con Telefónica.

"Los chinos comerán jamón"

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?