Lunes, 24 de Enero de 2022

Otras localidades

Un ingrediente de los helados podría proteger contra el Sida

Podría agregarse a los lubricantes sexuales que las mujeres usan para combatir la infección del Sida

Científicos estadounidenses anunciaron este miércoles que han descubierto que un ingrediente usado en los helados y los cosméticos puede proteger a los monos de la infección de un virus que causa una forma de Sida en esos animales.

Los investigadores de la Universidad de Minnesota indicaron que el compuesto, llamado glycerol monolaurato, podría ser utilizado para combatir la infección del Sida en los seres humanos.

El compuesto ya fue probado con éxito en cinco monas y los científicos sugirieron que -aunque su investigación está en etapas preliminares- sus ingredientes podrían agregarse a los lubricantes sexuales que las mujeres usan para combatir la infección del Sida.

"Se trataría de una forma diferente de afrontar el problema de la prevención", dijo Ashley Haase, director del Departamente de Microbiología de la Universidad de Minnesota, en una conversación con periodistas.

Protege a las células

Según los científicos, el glycerol parece prevenir la inflamación y protege a las células que generalmente caen bajo la infección del virus de inmunodeficiencia humana (VIH).

Para los científicos, otra opción sería un ungüento lubricante que pudieran usar hombres y mujeres para matar el virus antes de que ingrese en el sistema.

Pero hasta ahora, algunos de esos ungüentos han sido peores que la enfermedad pues causan fisuras en el revestimiento de la vagina por donde ingresa el virus.

Según los científicos, la solución para impedir la transmisión del virus podría estar en el compuesto de glycerol monolaurato que es totalmente asequible.

Hasta en la leche materna

Durante años el compuesto ha sido utilizado como emulsionante en ciertos tipos de cosméticos y en varios alimentos. "Si hasta se le puede encontrar en la leche materna", además de los helados, indicó Pat Schlievert, miembro del equipo científico.

En el estudio, los investigadores probaron el compuesto en cinco monas rhesus expuestas al virus del sida que afecta a esos primates.

Los cuatro animales no resultaron infectados y en un grupo de control, cuatro de cinco monas, desarrollaron la enfermedad tras estar expuestas al virus.

El próximo paso es realizar estudios que confirmen los buenos resultados del compuesto y que permitan establecer dosis "que sean más aplicables al mundo real", señaló Haase.

Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

A continuación

    Último boletín

    Emisoras

    Elige una emisora

    Cadena SER

    Compartir

    Tu contenido empezará después de la publicidad

    Cadena SER

    ¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?