Domingo, 22 de Mayo de 2022

Otras localidades

Un médico, condenado a pagar los gastos de un niño que nació tras un aborto fallido

El juez condena al ginecólogo a cubrir los gastos del menor hasta que cumpla los 25 años porque entiende que a la madre no se le puede obligar a correr con los gastos que genera el nacimiento de un niño

Un Juzgado de Palma ha condenado a un médico a pagar durante 25 años los gastos de manutención a un niño que nació tras un aborto fallido. El ginecólogo tendrá que pagar un total de 270.000 euros de gastos del menor.

En la sentencia, el juez del Juzgado de primera instancia número dos de Palma, Francisco José Pérez, condena al ginecólogo a cubrir los gastos del menor hasta que cumpla los 25 años, porque entiende que a la madre no se le puede obligar a correr con los gastos que genera el nacimiento de un niño.

Los hechos se remontan a abril de 2010 cuando la denunciante acudió a una clínica de Palma para que le practicaran un aborto. Días después volvió para someterse a una revisión en la que el médico le confirmó que el aborto practicado días atrás se había realizado de forma satisfactoria. Tres meses después, la denunciante volvió a la clínica porque creía estar embarazada de nuevo, pero le comunicaron que estaba en su quinto mes de gestación y que la Clínica no tenían autorización para interrumpir embarazos de más de 14 semanas.

Le ofrecieron la posibilidad de acudir a un centro en Barcelona con autorización para practicar interrupciones de embarazos más avanzados. La clínica de Palma correría con parte de los gastos, aunque no le aseguraron que pudiera abortar. Finalmente, la joven se vio abocada a continuar con la gestación y dar a luz al niño.

En la sentencia, el juez considera que el ginecólogo es el único responsable de que la mujer tuviera un hijo no deseado, al haber cometido una negligencia por no haber realizado de forma exhaustiva la segunda revisión. En la sentencia, considera que las consecuencias de esta negligencia médica son irreversibles y acompañarán a la mujer durante el resto de su vida.

Por eso, el juez condena al médico a pagar 978 euros al mes al menor en concepto de manutención hasta que cumpla los 25 años. Esto hace un total de 270.000 euros. Además, el ginecólogo tendrá que pagar 150.000 mil euros de daños morales a la denunciante, que sufre graves secuelas psicológicas ya que se siente triste, culpable y emocionalmente mal.

Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

A continuación

    Último boletín

    Emisoras

    Elige una emisora

    Cadena SER

    Compartir

    Tu contenido empezará después de la publicidad

    Cadena SER

    ¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?