Miércoles, 28 de Septiembre de 2022

Otras localidades

La industria de alimentación y bebidas cayó un 2,7% en 2012, aunque crecen las exportaciones

El gasto en consumo alimenticio de los hogares españoles descendió en un 3%

La venta en el sector de la alimentación y las bebidas cayó en 2012 un 2,7 por ciento. Según la Federación Española de esta industria, el descenso se debe a un menor consumo en los hogares y a que salimos menos a comer fuera. Aún así, se vio amortiguado gracias a las exportaciones.

Un año más las ventas en el exterior han compensado la caída del consumo interno en nuestro país. El sector de la alimentación y bebidas es uno de los pocos que sobrevive a la mala situación económica por la que pasa España, aunque la recesión pesa en los datos.

El pasado ejercicio rompió con la dinámica de crecimiento de 2010 y 2011, y las ventas netas del sector en 2012 disminuyeron un 2,7% hasta los 86.300 millones de euros. La caída fue amortiguada por el buen comportamiento de las exportaciones que crecieron un 9,4 por ciento, casi el triple que la media del conjunto del país. Hay que destacar en este aspecto que se reduce la dependencia de las exportaciones a la Unión Europea y se diversifica el mercado a hacia terceros países, sirva como ejemplo la subida de ventas en Estados Unidos, China y Rusia, donde crece la demanda de productos derivados del cerdo y manufacturas vinícolas.

La cara negativa la pone el consumo interno. Los datos de 2012 evidencian la contracción de la economía española y reflejan las secuelas de las políticas de austeridad del Gobierno. La subida del IVA en muchos productos alimenticios y también en la hostelería, ha derivado en un descenso del gasto en consumo alimentario de los hogares del tres por ciento. También tiene que ver en esto la subida en cuota de mercado de las marcas del distribuidor -las marcas blancas-, que alcanzaron en 2012 el 41,5 por ciento, casi 6 puntos más que la media de países europeos. Las consecuencias también se perciben en el consumo extradoméstico, que retrocedió más de un 7 por ciento y que se traduce en una bajada de las visitas a restaurantes de 3 puntos porcentuales y del gasto medio por comensal de un punto.

A pesar de todo ello, el sector de la alimentación y las bebidas parece que aguanta la crisis con las exportaciones como vía de escape, y así va a continuar según los datos que se manejan de los cuatro primeros meses de 2013. La industria alimentaria se comporta peor, cae un 6 por ciento, pero la de bebidas crece un 10,5 por ciento. En términos de empleo, las cifras del paro que se conocían el lunes, arrojaban una subida de ocupados en la industria del 6,5 por ciento.

Aunque la situación del sector no es del todo mala, desde la Federación Española de esta industria piden un mayor esfuerzo al Gobierno y a las Comunidades Autónomas. Marcan como objetivo la recuperación de confianza y la necesidad de reformas estructurales, y recomiendan la puesta en marcha con urgencia de la Ley de Unidad de Mercado. De lo que no quieren ni hablar es de nuevos incrementos impositivos como estudian algunas autonomías, que quieren gravar las bebidas alcohólicas o azucaradas.

Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

A continuación

    Último boletín

    Emisoras

    Elige una emisora

    Cadena SER

    Compartir

    Tu contenido empezará después de la publicidad

    Cadena SER

    ¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?