Últimas noticias Hemeroteca

La Comunidad de Madrid adjudicó sondeos a la empresa TNS aunque era la oferta más cara

La sociedad demoscópica sospechosa de amañar encuestas con la Púnica logró la adjudicación de un concurso público de la Comunidad de Madrid por más de 200.000 euros, y seis contratos más por el procedimiento negociado, durante la presidencia de Aguirre. La comunidad pagó 350.000 euros por adjudicar a TNS

Documento que acredita que la oferta de TNT era la más cara /

La Comunidad de Madrid adjudicó durante 2005, 2006 y 2007, al menos siete trabajos demoscópicos a la empresa TNS, sospechosa de actuar en connivencia con empresas constructoras y siete ayuntamientos del PP, para elaborar sondeos electorales fraudulentos hasta fechas recientes.

El sumario de la Púnica corrobora la financiación ilegal del PP

Grandes constructoras han pagado encuestas por más de 400.000 euros

Según la documentación del sumario de la Operación Púnica, la primera adjudicación de la Comunidad de Madrid en época de Esperanza Aguirre se produce en 2005. Se trata de un concurso público sobre conciliación de la vida laboral y personal en la región y se presentan un total de cuatro empresas. Fue TNS quien logró el contrato aunque su oferta era la más cara, con un total de 240.000 euros. Las otras tres firmas eran Sigma 2, Media Factoring y Cimop, y perdieron a pesar de que ninguna llegaba a los 230.000 euros.

Para los seis contratos restantes, entre 2006 y 2007, ya no hubo concurso público sino que la comunidad contrató a TNS por el procedimiento negociado. Fueron los llamados test publicitarios para sondear la incidencia de distintas campañas dirigidas por la Comunidad sobre riesgos laborales, sensibilización de la inmigración, violencia machista o emprendedores. Esos seis contratos por el procedimiento negociado para la consultora de la Púnica costaron 142.699,65 euros. El coste total de las campañas adjudicadas a TNS por la Comunidad de Madrid fue de 349.758,61 euros.

Según la documentación del sumario que se instruye en la Audiencia Nacional, la demoscópica TNS ha actuado entre 2005 y, al menos, hasta abril de 2015 en connivencia con grandes constructoras y empresas de servicios en Madrid. Simulaba contratos con estas sociedades para la elaboración de estudios de mercado en ciudades, pero en realidad hacía encuestas electorales para los municipios, casi todos del Partido Popular. El juez Velasco ha imputado al director de Proyectos de TNS los delitos de cohecho, malversación y fraude.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?