Últimas noticias Hemeroteca

Jueves, 05 de Diciembre de 2019

Otras localidades

Mujeres en bikini dentro de máquinas recreativas para promocionar un local en China

La empresa taiwanesa Mon Mon Da utiliza a las mujeres como reclamo

Las mujeres en bikini estaban dentro de las máquinas recreativas. / YouTube

Con el objetivo de promocionar la nueva sala de máquinas recreativas de la compañía Mon Mon Da, situada en Kunmíng, capital de la provincia de Yunnan (China), los organizadores del evento de inauguración decidieron contratar a cuatro chicas para que se metieran en cada una de las máquinas recreativas en bikini para atraer a una mayor cantidad de público.

El trabajo de cada una de las mujeres consistía en animar a los clientes para que estos probaran las nuevas máquinas de la sala de recreativa y que compitieran para hacerse con uno de los premios. Entre otras cosas, también tenían que animarles durante la prueba, darles una conversación agradable y felicitar a los vencedores o consolar a aquellos que no pudieron vencer. 

Las redes sociales denuncian la campaña de Mon Mon Da

Una estrategia de marketing que "funcionó" a ojos de los organizadores ya que, tal y como ha informado ETT Today, fueron más de 50 personas las que se acercaron a probar las nuevas máquinas del local, pero sobre todo para sacar fotografías a las mujeresLa atención se centró principalmente sobre las cuatro mujeres en bikini, quienes eclipsaron por completo a las máquinas recreativas durante gran parte del evento.

Los asistentes sacando fotografías a las mujeres. / Facebook

De hecho, los asistentes hicieron colas para conocer a las mujeres y no paraban de sacarles fotografías mientras ellas les animaban a jugar. Con el objetivo de llamar la atención de potenciales clientes, la compañía decidió retransmitir el evento a través de Facebook Live. No obstante, allí fue donde sufrió un duro varapalo puesto que un gran número de personas denunciaron la cosificación hacia la mujer llevada a cabo por la empresa para atraer a nuevos jugadores.

La compañía pide perdón

Entre otras cosas, los usuarios de Facebook dejaron comentarios en lo que afirmaban "sentirse sucios" mirando este vídeo, denunciando que estaban tratando a las mujeres como objetos e incluso quienes se preguntaban qué se suponía que debían pensar los niños cuando ven este tipo de eventos. 

Tras las críticas recibidas, la empresa que organizó el evento publicó una disculpa a través de su página de Facebook en la que aseguraba que las modelos no fueron contratadas para ser vistas como premios, sino para que mostraran a los clientes los muñecos que podían ganar si participaban en cualquiera de las máquinas recreativas. De todas maneras, aseguraron que no volverá a pasar en el futuro: "De ahora en adelante reconsideraremos los estándares para la preparación de futuros eventos".

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?