Últimas noticias Hemeroteca

Domingo, 20 de Octubre de 2019

Otras localidades

Villarejo permanecerá en prisión por su "elevadísimo riesgo de fuga"

  • El juez García Castellón, según fuentes jurídicas, descarta dejar en libertad bajo fianza al excomisario en contra de lo que se había planteado el magistrado Diego de Egea, que esta semana ha renunciado a continuar con el caso
  • "Más que de huida, hay riesgo de que desaparezca para siempre" si queda en libertad, según las mismas fuentes
  • Otras fuentes de la investigación recalcan que llegarán "hasta el final" y apuntan al secretario de Estado de Seguridad, "principal responsable" en la autorización de fondos reservados

Fotografía de archivo de febrero de 2016 del excomisario José Manuel Villarejo. /

El caso Villarejo dará un giro de 180 grados después de la renuncia del juez de refuerzo número 6, Diego de Egea, a continuar en la Audiencia Nacional a partir del 1 de enero y por tanto, a seguir con la instrucción del caso Villarejo. De Egea se había planteado dejar en libertad bajo una fianza millonaria al excomisario, cuando ha pasado más de un año desde que ordenó su prisión provisional.

Sin embargo, Manuel García Castellón, el titular del juzgado número 6 de la Audiencia Nacional y quien tomará las riendas del caso en cuanto se marche Diego de Egea, descarta esa posibilidad, según fuentes jurídicas, y atenderá el requerimiento de la Fiscalía Anticorrupción.

Las mismas fuentes justifican su decisión en la posibilidad de destrucción o alteración de pruebas que aún no han sido decodificadas y cuyo código de acceso a una nube solo conoce Villarejo. Pero sobre todo, por el "elevadísimo riesgo de fuga" del excomisario.

Sostienen que Villarejo es el hombre “con la mayor capacidad” de España “no de fugarse, sino de desaparecer para siempre”. Aseguran que aún conserva “docenas de millones” ocultos en el extranjero y una estructura societaria que haría “muy difícil” su localización.

El Secretario de Estado, clave en la 'Operación Kitchen'

Otras fuentes afirman que la intención de los investigadores es "llegar hasta el final" y fijan su punto de mira en el cargo del secretario de Estado de Seguridad, que tenía "la llave de la caja de los fondos reservados" para la operación Kitchen.

Destacan cómo Ignacio Ulloa, primer secretario de Estado de Seguridad con Jorge Fernández Díaz como ministro de Interior, dimitió en 2013, alegando "motivos personales" cuando hacía solo un año que había sido nombrado. En aquella época ya habían saltado los escándalos de los informes falsos de Artur Mas y la operación Cataluña, pagados también, supuestamente, con fondos reservados.

A Ulloa le sucedería en enero de 2013 Francisco Martínez, quien no era un político sólido o de prestigio como suelen ser los elegidos para ese cargo, sino el jefe de gabinete de Fernández Díaz y persona de su "más estrecha confianza". Siendo Martínez secretario de Estado de Seguridad se desarrolló la Operación Kitchen; el supuesto robo e intervención de información que pudiera dañar al Partido Popular o a sus dirigentes en el caso de su caja b. Para ello se emplearon fondos reservados.

Tal y como avanzó la SER, en la documentación sobre la autorización de fondos reservados de la operación Kitchen, que Interior hará llegar próximamente tanto al juzgado 6 como al 5 de la Audiencia Nacional, solo figuran las firmas del exdirector adjunto operativo de la Policía Nacional, Eugenio Pino, así como las de varios de sus colaboradores más directos en la ‘Policía Patriótica’. No obstante, los investigadores aseveran que “como mínimo” el secretario de Estado de Seguridad, tuvo que autorizar el operativo.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?