Últimas noticias Hemeroteca

Domingo, 26 de Enero de 2020

Otras localidades

El Atlético y la Real Sociedad, finalistas de la Copa de la Reina

El Atlético superó a las líderes de la liga, el Barcelona, y la Real pasa a la final por primera vez tras superar al Sevilla

Las jugadoras de la Real celebran el segundo en Anoeta. / ()

El Atlético de Madrid hurgó en la herida del Barcelona, al que destronó con su triunfo en el Cerro del Espino (2-0) que le clasifica para la final de la Copa de la Reina que se disputará el próximo 11 de mayo en Granada.

Ambos equipos habían disputado el título las tres temporadas precedentes. El sorteo esta vez los emparejó en el penúltimo capítulo y salió triunfante el bloque de José Luis Sánchez Vera, que le tiene tomada la medida a su rival en casa y resolvió la semifinal con un doblete de la brasileña Ludmila da Silva.

La intensidad que pone el Atlético en sus acciones dificultó siempre la circulación de balón de un Barcelona que pudo jugar tan solo a tirones ante el mayor control rojiblanco.

Su mayor presión, la velocidad de la brasileña Ludmila da Silva y la movilidad de Jenny Hermoso, Amanda Sampedro y Ángela Sosa, le concedieron el mando porque el Barcelona, con la holandesa Lieke Martens muy pegada a la banda izquierda, apenas pudo imponer su calidad salvo en las pocas ocasiones en las que Alexia Putellas tuvo la opción de exhibir su visión.

Las guardametas de la selección, Lola Gallardo y Sandra Paños resolvieron bien las escasas llegadas peligrosas hasta que, al borde del descanso, una acción a balón parado botada por Ángela Sosa, con dos toques dentro del área, acabó por rematarlo a la red Ludmila da Silva.

El líder y campeón liguero tenía el partido ya donde quería. Y eso le hizo crecer aún más en el trabajo de presión. Gracias a ello, tras un saque de banda barcelonista a la altura de su área, el balón acabó en Ludmila da Silva, que hizo valer su potencia para acabar marcando con un disparo raso cruzado (m.62).

Lluis Cortés, que justo antes del segundo tanto rojiblanco había recurrido a la nigeriana Asisat Oshoaia, se la tuvo que jugar definitivamente. Sacó del campo a la mediocentro gala Kheira Hamraoui y metió a la delantera inglesa Toni Duggan.

Lo intentó el Barcelona, pero sin claridad de ideas para superar el perfecto entramado que armó el Atlético. Y cuando lo hizo, casi sin creérselo, se topó con la inspiración de la guardameta Lola Gallardo.

El Atlético de Madrid escenificará así su cuarta final copera seguida en la que luchará por su segundo título y el Barcelona, ya casi sin opciones ligueras ni la baza del torneo del k.o., queda a expensas esta campaña de la vuelta para marzo de la Liga de Campeones. En cuartos se medirá al LSK noruego.

La Real golea en Anoeta

La Real Sociedad se clasificó por primera vez en su historia para la final de la Copa de la Reina, que jugará ante el Atlético de Madrid, tras hacerse fuerte en Anoeta, con más de 18.000 aficionados en sus gradas, frente a un Sevilla que tuvo pocas opciones de sorprender a las blanquiazules (3-1).

Imperó la lógica porque la Real es uno de los equipos más en forma del campeonato liguero -sexta en la clasificación- y el Sevilla el colista. El partido no tuvo tregua desde el pitido inicial y las locales se adelantaron en el primer minuto, fruto de una gran jugada individual de Cardona, un tormento para el Sevilla, que asistió a Palacios y ésta batió por bajo a Noelia.

Le duró muy poco la alegría a la animosa afición que se dio cita en Anoeta porque en la siguiente jugada, y con ambos equipos muy nerviosos, llegó el empate sevillista marcado en propia meta por la central realista Maddi Torre.

El juego y la tensión de las jugadoras disminuyó a medida que transcurrió el choque, el premio de entrar en la final hizo que nadaran a la vez que guardaban la ropa y las áreas se convirtieron en un coto casi cerrado para las delanteras donostiarras y sevillanas salvo en contadas acciones.

Se confió el Sevilla y llegó el segundo gol de la Real en el minuto 25, tras un saque de falta que continuó de espuela Nahikari para que Bautista, con ayuda de la zaguera Marta, hiciera llegar el balón a la red.

El Sevilla lo intentó en el segundo tiempo, su entrenador Critian Toro movió el banquillo para dar entrada a Haas y Payne tras el descanso, pero no tuvo opciones porque en el inicio de este período las donostiarras hicieron el tercer gol en un saque de falta de Bautista que Etxezarreta recogió en el área para meterse casi con el balón en la portería de Noelia.

Las locales pudieron jugar el resto del encuentro a favor de corriente y, a pesar de alguna buena ocasión para el Sevilla bien desbaratada por Mariasun, el resultado no peligró en ningún momento para el equipo vasco y Anoeta vivió una segunda parte muy tranquila, celebrando la histórica clasificación.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?