Últimas noticias Hemeroteca

Artur Mas recurre al Constitucional su inhabilitación

Joana Ortega, Artur Mas e Irene Rigau han presentado recurso de amparo ante el Tribunal Constitucional contra la sentencia de la sala segunda del Tribunal Supremo, que rebajó unos meses la condena dictada por la sala civil y Penal del TSJ Cataluña a 13 meses de inhabilitación especial como autores de un delito de desobediencia más la correspondiente pena de multa

Artur Mas sale del Tribunal Supremo / ()

Los tres dirigentes catalanes han presentado recurso de amparo ante el Tribunal Constitucional por vulneración de derechos con el propósito de que anulen la sentencia dictada por el Tribunal Supremo que les condenó como autores de un delito de desobediencia a las penas de multa e inhabilitación especial.

El Supremo dijo en esta sentencia sobre el referéndum del 9-N que “no existe derecho a votar en una consulta ilegal” y fijó el inicio de la pena accesoria de inhabilitación de manera que Mas no podrá presentarse a unas elecciones hasta enero de 2020.

La condena a Mas y a las exconsejeras Joana Ortega e Irene Rigau (condenadas, respectivamente, a nueve y seis meses de inhabilitación especial) fue por un delito de desobediencia que no acarrea penas de cárcel.

El Supremo recuerda en esta sentencia que el Constitucional declaró que la consulta del 9-N, “en virtud de las preguntas y con independencia de su naturaleza”, era contraria a la Constitución y sostiene que “no existe el derecho a participar en un proceso de votación cuya ilegalidad viene proclamada por quien es intérprete y garante de los derechos fundamentales”. Pero los magistrados añadían además que igual que los ciudadanos no tienen derecho a votar en un referéndum ilegal, los políticos no están “autorizados” para “organizar una votación oficial para que los ciudadanos opinen si unos acusados son culpables o inocentes, por mucho que la justicia emane del pueblo”. “Si la autoridad correspondiente suspende una votación de ese tipo, como debe hacer, el incumplimiento de tal orden por sus destinatarios será desobediencia, aunque suponga la anulación de una posibilidad que se abría a los ciudadanos de intervenir en asuntos de interés público”, advierte el tribunal.

El Supremo sí confirmo las multas impuestas a cada uno por el tribunal catalán: 36.500 euros a Mas, 36.000 a Ortega y 24.000 a Rigau.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?