Últimas noticias Hemeroteca

Adiós a 'Grumpy Cat': la gata más famosa de Internet muere a los 7 años de edad

El animal doméstico se convirtió en meme en 2012 y desde entonces era una de las grandes sensaciones de Internet

El gato ha fallecido a los 7 años de edad. /

La gata Tardar Sauce, popularmente conocida en Internet como Grumpy Cat, ha fallecido este martes a los 7 años de edad. Así lo ha dado a conocer su familia este viernes a través de la cuenta oficial del felino en Twitter, donde ha explicado que ha muerto como consecuencia de una infección del tracto urinario en brazos de su dueña Tabatha.

"A pesar de la atención de los mejores profesionales, así como de su muy querida familia, Grumpy no ha sido capaz de superar una infección del tracto urinario que se había complicado durante las últimas fechas", explica el comunicado. Un comunicado que ha teñido de negro Internet, donde la gata era considerada como una de las máximas exponentes de la cultura meme. 

La reina de los memes

La gata, que se convertía en meme en 2012 después de que el hermano de Tabatha Bundesenn subiera una foto del felino a Reddit, ha sido empleada en millones de situaciones para demostrar malestar ante distintas situaciones. Todo ello debido a un rostro muy característico, provocado por su enanismo felino y su maloclusión, que daba a entender que la gata estaba enfadada continuamente.

Tal fue su éxito que llegó a ser considerada como la felina más influyente de 2012 para la MSNBC, el meme del año 2013 para Buzzfeed y el premio Golden Kitty en el Festival de vídeos de Gatos de Internet. También obtuvo el premio a su exitosa trayectoria en los Friskies 2013 y el cariño tanto de la comunidad de Internet como las personalidades de todo el mundo, quienes ansiaban conocer a la gata.

 La gata de Internet

Gracias a ello, la familia de la gata abrió una página web sobre Grumpy Cat. Una plataforma en la que los seguidores de la gata podían conocer las últimas novedades del animal y, además, comprar todo tipo de merchandising relacionado con ella. Desde camisetas y sudaderas hasta tazas o cómics, entre otras cosas. Todas ellas adornadas con su popular rostro enfadado. De hecho, llegó incluso a ganar una demanda de más de medio millón de euros por derechos de imagen.

En lo que respecta a sus redes sociales, la gata contaba con 8,5 millones de seguidores en Facebook, 2,4 en Instagram y 1,5 en Twitter. Por lo tanto, su muerte ha supuesto un auténtico varapalo para millones de personas que seguían día a día su aventura. Por esa misma razón, la familia pide una oración por ella y espera que su espíritu continúe en Internet: "Además de ser nuestro bebé y un miembro preciado de la familia, Grumpy Cat ha ayudado a millones de personas a sonreír en todo el mundo, incluso cuando los tiempos eran difíciles. Su espíritu continuará viviendo a través de sus fans de todo el mundo".

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?