Últimas noticias Hemeroteca

Domingo, 26 de Enero de 2020

Otras localidades

Las claves para descubrir si alguien está mintiendo, según un exagente del FBI

El lenguaje personal dice mucho de una persona

Así podemos detectar posibles mentiras. / YouTube

Después de trabajar durante los últimos 25 años en la División de Seguridad Nacional del FBI para detectar posibles espías, el exagente especial Joe Navarro ha compartido algunas de las claves de la organización para analizar el lenguaje corporal de una persona y detectar pistas no verbales que ayuden a determinar si alguien está mintiendo o no.

Todo ello a través de un vídeo, publicado en el canal de YouTube de Wired, donde además de darnos las claves para detectar si alguien está mintiendo, nos desmonta algunos mitos como que cruzarse de brazos ante alguien sea un gesto interpretable como un bloqueo a esa persona o que alguien que mueva los ojos a los lados durante una conversación esté mintiendo.

Los factores clave para analizar a una persona

Tal y como explica Navarro, el hecho de cruzarse de brazos es un comportamiento "tranquilizante", al igual que otros como aclarar la garganta, cubrirse la boca o tocarse la nariz. En lo que respecta a mover los ojos de lado a lado, el que fuera agente del FBI reconoce que puede ser un gesto para procesar la información. Sin embargo, sí que hay varios indicadores que nos ayudan a determinar si alguien está mintiendo o no.

En primer lugar, Navarro reconoce que la primera parte del cuerpo en la que se se fijan los agentes es el cabello para comprobar si está sano, arreglado o maltratado. También en los ojos y las arrugas de la frente, ya que nos permite descubrir el estado de salud de una persona. Una vez hecho esto, y después de analizar el estado de la persona, los agentes entran a valorar otros detalles mucho más específicos.

Desde las manos hasta los pies

Entre ellos, Navarro recomienda prestar atención a gestos como arrugar la nariz o apretar los labios, acciones que llevamos a cabo cuando algo nos inquieta. También al momento en el que una persona frota su lengua contra el interior de su mejilla, ya que es un indicador de que está tratando de controlar la percepción. Por otro lado, el que fuera agente del FBI explica que también suelen analizar la inclinación de la cabeza, ya que indica el estado de ánimo de la persona. O los hombros. Cuando alguien desconoce la respuesta, subirá los hombros rápidamente.

En lo que respecta a las manos y los dedos, Navarro explica que los dedos se suelen poner rígidos cuando algo causa preocupación y que existe cierta tendencia a entrelazarlos. También a mover las manos hacia atrás y adelante, de manera lenta. Por último, el que fuera agente del FBI también pide prestar atención a los pies, concretamente a su movimiento: "Si una persona cruza los pies cuando se le hace una pregunta, puede ser porque se sientan amenazados por la pregunta".

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?