Últimas noticias Hemeroteca

Viernes, 18 de Octubre de 2019

Otras localidades

Un fármaco ya en farmacias también frena el alzhéimer en ratones

Investigadores del CNIC, el Centro Nacional de Investigaciones Cardiovasculares, han descubierto un posible tratamiento para la enfermedad de Alzhéimer, porque, en colaboración con un equipo de científicos de la Universidad Rockefeller de Nueva York (EEUU), han demostrado que el tratamiento con el fármaco Dabigatrán, un anticoagulante oral de acción directa, retrasa la aparición del alzhéimer en ratones.

Un fármaco ya en farmacias también frena el alzhéimer en ratones /

Los resultados que se publican hoy en la revista científica “Journal of the American College of Cardiology “, muestran que, después de un año de tratamiento con Dabigatrán, los animales no experimentaron pérdida de memoria ni disminución en la circulación cerebral.

Además, los investigadores observaron que esta terapia disminuía la inflamación cerebral, el daño vascular y reducía los depósitos del péptido amiloide, signos típicos de la enfermedad Alzheimer.

Según destaca la doctora Marta Cortés Canteli, investigadora del CNIC y responsable de este estudio, “este descubrimiento supone un avance importante para trasladar nuestros resultados a la práctica clínica y conseguir así un tratamiento eficaz para la enfermedad de Alzheimer”.

Mecanismo de acción

¿Y por qué funciona este fármaco? Pues bien, en los últimos años se ha descubierto también que el alzhéimer está relacionado con una disminución en la circulación cerebral, de manera que las células del cerebro no reciben todos los nutrientes y oxígeno necesarios y mueren.

Este tipo grave de demencia afecta ahora a 30 millones de personas en el mundo, pero debido al progresivo envejecimiento de la población, se estima que el número de pacientes que padecerán alzhéimer se triplicará en 2050.

De hecho, cada 3 segundos se diagnostica un nuevo caso en el mundo y, por desgracia, los tratamientos actuales sólo ayudan, de forma temporal, con los problemas de memoria, pero no consiguen detener ni revertir los síntomas.

Ventaja

La ventaja de este nuevo avance es que la eficacia del fármaco ya ha sido probada en otro tipo de enfermedades del sistema circulatorio y, además, tiene un menor número de efectos secundarios.

En este sentido, el Dr. Valentín Fuster, uno de los autores principales del trabajo y director general del CNIC, apunta que “las enfermedades neurodegenerativas están profundamente ligadas a la patología de los vasos cerebrales. El estudio del nexo cerebro-corazón en las enfermedades neurodegenerativas es el reto de la próxima década”.

Sin embargo, todavía queda lo más difícil: ensayar este fármaco en humanos para poder determinar cómo funciona para detener la progresión del alzhéimer.

Sin embargo, a la espera de futuros análisis en humanos, los investigadores consideran que este estudio sugiere que el Dabigatrán “podría ser un posible tratamiento futuro” para normalizar la circulación cerebral en enfermos con alzhéimer.

 

 

 

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?