Últimas noticias Hemeroteca

Viernes, 13 de Diciembre de 2019

Otras localidades

SUCESOS SUCESOS Hallados los cadáveres de dos niñas en su casa en Girona

Sancionado un guardia civil por no evaluar a una víctima de violencia machista en situación de "alto riesgo"

El agente, destinado en Novelda, dejó sin hacer la evaluación policial de una víctima en alto riesgo cuyo ex rompía la orden de alejamiento

El Tribunal Militar Central ha confirmado una sanción de cinco días de suspensión por una falta grave

La sentencia reconoce la existencia de "problemas" en ese momento con el sistema VioGen

Foto de archivo en una manifestación contra la violencia machista /

Un agente de la Guardia Civil ha sido sancionado por dejar sin evaluar la situación de una víctima de violencia machista calificada de "riesgo alto". El guardia, destinado en la localidad alicantina de Novelda, no hizo la Valoración de la Evolución de Riesgo que le había sido encomendada mientras la expareja de la mujer rompía sistemáticamente las órdenes de alejamiento. 

Los hechos, según la documentación a la que ha tenido acceso la Cadena SER, ocurrieron en el primer trimestre de 2018. La Sargento Jefe de Atención al Ciudadano de Novelda encomendó a este agente el seguimiento del riesgo de una mujer, víctima de violencia de género en 2016 y calificada entonces como "riesgo medio". Una calificación que subió a "riesgo alto" unos días más tarde cuando su expareja, recién salido de la cárcel, empezó a saltarse las medidas cautelares.

Un incremento en el riesgo y una denuncia que no encontró reacción por parte del guardia civil encargado de evaluar policialmente su situación en el marco del sistema VioGén de seguimiento de estos casos. Hasta en dos ocasiones la Sargento del puesto de Novelda tuvo que poner de urgencia a otro guardia civil a hacer el trabajo - esencial para determinar la protección de estas mujeres - porque el sancionado no lo había hecho a pesar de la situación de la víctima.

Una inacción que ahora el Tribunal Militar Central ha traducido en una sanción de cinco días de pérdida de haberes y suspensión por una falta grave de negligencia grave. La sentencia, que todavía es recurrible ante el Tribunal Supremo, confirma la sanción impuesta por el General Jefe de la VIª Zona (Valencia) argumentando que su actuación "pudo poner en serio peligro" a la víctima.

"Grave riesgo" para la víctima

La sentencia revela que la mujer había sido víctima de violencia machistaen 2016 y que era objeto de seguimiento por las "continuas transgresiones" de las medidas cautelares por parte de su ex tras salir de la cárcel, llegando ella a interponer denuncia "mostrando temor por su seguridad". El agente llegó a asegurar que el no seguimiento de esta víctima había sido "un descuido".

EFE

El Tribunal Militar, con Francisco Luis Pascual como ponente, reprocha que "con su conducta poco diligente, pudo poner en grave riesgo a la víctima, cuyo agresor se encontraba en libertad tras haber salido del centro penitenciario" añadiendo que "la pudo poner en serio peligro" y que "debió de mostrar mayor diligencia en el seguimiento de una víctima de violencia".

Problemas con el sistema

Entre sus hechos probados, la sentencia explica que existían "problemas de manejo del sistema operativo VIOGEN" y que la Sargento dio instrucciones al respecto ese mismo mes "quedando acreditado que el sistema daba problemas en el señalamiento en rojo de la campana de alarma indicativa de la caducidad de la revisión, pero destacando que dicha fecha se visionaba en la pantalla".

Los datos oficiales de víctimas de violencia machista, ofrecidos en la página web de la Delegación del Gobierno, revelan que 216 víctimas asesinadas por sus parejas o exparejas desde que existen registros habían presentado denuncias contra sus agresores. Este año 11 de las 51 mujeres asesinadas habían denunciado su caso.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?