Lunes, 03 de Agosto de 2020

Otras localidades

Elecciones autonómicas

El PSOE aspira a mejorar resultados en el primer examen en las urnas tras el estado de alarma

Será una buena noche electoral en Ferraz si PSOE no recibe en las urnas vascas y gallegas castigo alguno por la gestión de la pandemia tras la ofensiva de PP y Vox por el mando único

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez (c), y la candidata socialista a lehendakari, Idoia Mendia (2d) durante el acto de campaña electoral celebrado este jueves en Vitoria.

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez (c), y la candidata socialista a lehendakari, Idoia Mendia (2d) durante el acto de campaña electoral celebrado este jueves en Vitoria. / David Aguilar (EFE)

Las elecciones vascas y gallegas se dirimen en un espacio político muy definido en ambos territorios, pero van a ser el primer examen en las urnas después de que el Gobierno haya tenido que hacer frente a lo que Pedro Sánchez suele denominar como una “invasión”.

Solo cuatro meses después de que se decretase el estado de alarma para el conjunto del territorio, las encuestas apuntan a una mejora de los resultados de las candidaturas socialistas en ambas comunidades, un escenario que, según fuentes de Ferraz, “refuerza” su convicción de que los ciudadanos aprueban la gestión de la crisis que ha hecho el Ejecutivo, a pesar de la durísima ofensiva de la derecha.

Gallegos y vascos votan en los primeros comicios tras estallar la pandemia

Sigue en directo toda la información de las elecciones vascas y gallegas

Reforzar su oposición

Tanto en Euskadi como en Galicia, los socialistas aspiran a robustecer su posición a costa de las marcas de Pablo Iglesias tras una campaña en la que los cuarteles electorales del PSE y PSdG han reclamado a Pedro Sánchez y los ministros de la primera fila de la pandemia porque, según sus estudios demoscópicos, “sumaban”.

Sánchez, Sálvador Illa, Carmen Calvo o María Jesús Montero han sido activos electorales para ambas federaciones a pesar del enorme nivel de exposición que han tenido durante los meses del estado de alarma y en dos territorios donde sus presidentes, el nacionalista Íñigo Urkullo y el popular Alberto Núñez Feijoo, han sido muy críticos con el mando único decretado por Sánchez.

El recuento que hagan en Ferraz y en la Moncloa de estos comicios tendrán una lectura nacional que va mucho más allá del relato y que tiene que ver con la posiblidad de revalidar el pacto del PNV y los socialistas vascos, con Idoia Mendia al frente.

Requisito imprescindible: nuevos Presupuestos

La sintonía en Euskadi es clave para la gobernabilidad de España ya que Sánchez aspira a conservar a los nacionalistas vascos como aliados para una legislatura que prevé que sea larga y para lo que necesita, como requisito previo imprescindible, la aprobación de unos nuevos Presupuestos Generales del Estado.

En la dirección federal del PSOE cuentan por tanto con que este 12-J permita reeditar el acuerdo, con un PSE crecido en las urnas que pueda hacer realidad tanto en Vitoria como en Madrid el que ha sido el lema de su campaña y que, a su vez, es la gran aspiración del presidente del Gobierno: Estabilidad.

Es muy distinto el escenario gallego. Allí el mejor resultado para Sánchez pasaría por desalojar a Alberto Núñez Feijoo de la Presidencia de la Xunta, aupando al socialista Gonzalo Caballero a través de un pacto con el BNG y la marca gallega de Iglesias. De hecho, la pelea del PSG en esta campaña ha sido por hacerse con el liderazgo de la oposición para, en caso de suma, ser el candidato a la investidura.

Batacazo de las Mareas

Los sondeos dibujan una subida de los socialistas a costa del batacazo de las Mareas pero, a priori, no vaticinan una mayoría suficiente y apuntan a una nueva victoria de Núñez Feijoo que permite a la Moncloa consolidar su relato de un Pablo Casado debilitado y asediado por los poderes territoriales que no comparten sus posiciones más duras.

Con este planteamiento, será una buena noche electoral en Ferraz si se cumplen los pronósticos de las encuestas y el PSOE no recibe en las urnas vascas y gallegas castigo alguno por la gestión de la pandemia, sobre todo, teniendo en cuenta la virulencia del ataque de PP y Vox.

Pero si los sondeos aciertan, los dos partidos de la coalición no podrán hacer la misma interpretación en clave de Gobierno porque, tanto en Galicia como en Euskadi, las previsiones electorales desinflan a los morados, a pesar incluso de que en este momento Yolanda Díaz es la ministra con más protagonismo de Unidas Podemos. La titular de Trabajo una de las impulsoras y referentes de la confluencia gallega y se ha volcado en la campaña electoral para intentar remontar el resultado.

Las crisis internas han minado las expectativas de un movimiento que fue pionero en España tras el 15-M y que logró convertirse en segunda fuerza política en Galicia en 2016. Las encuestas también dibujan un retroceso morado en Euskadi, donde fueron tercera fuerza política por detrás de PNV y Bildu.

A diferencia del presidente del Gobierno, el vicepresidente Pablo Iglesias se ha incorporado tarde a ambas campañas que arrancaron en medio del repunte de informaciones relacionadas con la causa de su ex asesora Dina Bousselham.

Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

Último boletín

Emisoras

Elige una emisora

Cadena SER

Compartir

Tu contenido empezará después de la publicidad

Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?