Sociedad

Pillado circulando a 150 kilómetros por hora en la travesía de Bernuy-Salinero

La Guardia Civil ha detenido al conductor que triplicaba la velocidad máxima permitida en ese tramo de la AV-500

Subdelegación del Gobierno

Ávila

La Guardia Civil ha detenido a un hombre con residencia en la provincia de Ávila tras detectar que circulaba a 150 kilómetros por hora en un tramo de la carretera AV-500 que está limitado a 50 km/h. Ocurrió el pasado martes, a las diez y media de la mañana. El cinemómetro instalado en un vehículo del subsector de Tráfico captó al conductor a la altura del kilómetro 7,500 de esa carretera, en la travesía de Bernuy Salinero, anejo de Ávila.

Conducir a una velocidad excesiva supone una infracción grave o muy grave, dependiendo del caso. El artículo 379.1 del Código Penal establece que si el exceso es superior en 60 km/h la velocidad máxima en vía urbana o en 80 km/h en vía interurbana se trataría de un delito que está castigado con entre tres y seis meses de carcel, o con una multa de seis a doce meses, o con trabajos en beneficio de la comunidad que pueden durar entre 31 y 90 días. En cualquier caso establece que el infractor será privado del derecho a conducir vehículos a motor y ciclomotores durante un mínimo de un año y un máximo de cuatro.

La Dirección General de Tráfico realiza campañas periódicas para el control de la velocidad excesiva en vías interurbanas y travesías ya que la ya que es uno de los factores asociados a los accidentes con consecuencias mortales.

Escucha la radioen directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después de la publicidad

En directo

A continuación

Último boletín

Emisoras

Elige una emisora

Compartir

Suscríbete

Tu contenido empezará después de la publicidad