Martes, 20 de Octubre de 2020

Otras localidades

A Coruña

Condenado a 13 años por asesinato el hombre que estranguló a su compañero de piso en A Coruña

Los hechos ocurrieron en el 2019 tras una disputa entre ambos

Tribunal Superior de Xustiza de Galicia, A Coruña

Tribunal Superior de Xustiza de Galicia, A Coruña / Google maps

La sección segunda de la Audiencia Provincial de A Coruña, de acuerdo con el veredicto de culpabilidad emitido por el Tribunal del Jurado, ha condenado, como autor de un delito de asesinato alevoso, concurriendo la atenuante muy cualificada de confesión, a la pena de 13 años de cárcel al hombre que estranguló a su compañero de piso en A Coruña, según informa el Tribunal Superior de Justicia de Galicia (TSXG).

Los hechos

En abril de 2019, en el barrio de Labañou, el procesado, según la sentencia, se dirigió a la habitación donde estaba la víctima para enfrentarse a ella y pedirle explicaciones acerca de sus comentarios y actitud despectiva hacia él, por lo que surgió entre ambos una discusión y enfrentamiento verbal.

Durante la disputa, el fallecido se dirigió al baño, hasta donde fue perseguido por su amigo. Un vez allí, según la resolución, "de forma sorpresiva y sin darle ninguna oportunidad de reacción defensiva a la víctima y con la intención de acabar con su vida, la desestabilizó agarrándola por el cuello con su brazo derecho, presionando con fuerza hasta que la giró, quedando su espalda contra su pecho".

El Tribunal del Jurado consideró probado que durante unos minutos apretó con su brazo fuertemente el cuello de su amigo. "Después de escuchar un chasquido y notar cómo cedía la zona del cuello, dejó de hacer fuerza con su brazo, pero no lo soltó".

Intención de acabar con su vida

"Y, continuando con el propósito e intención de acabar con su vida y estando aún a la espalda del fallecido, le cogió el cinturón que éste llevaba puesto y se lo colocó en el cuello, presionando con fuerza hasta provocarle la asfixia y muerte", relata la Audiencia en el fallo.

En él, indica que el condenado fue diagnosticado en su exploración forense de personalidad con algún rasgo esquizoide, con restricción de la expresión emocional, apatía y frialdad emocional.

El magistrado presidente subraya que "no existe eximente alguna en el delito, dado que el jurado descartó que ese diagnóstico afectase a su voluntad o a su capacidad de comprensión de los hechos y de las consecuencias de estos".

Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

Último boletín

Emisoras

Elige una emisora

Cadena SER

Compartir

Tu contenido empezará después de la publicidad

Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?