Sábado, 08 de Mayo de 2021

Otras localidades

Planes urbanísticos

Tres Cantos y Colmenar firman el acuerdo para el pago a plazos de la sentencia de El Tagarral

Cada ayuntamiento tendrá que abonar 2 millones de euros al año

Jorge García denuncia que los vecinos tendrán que pagar "la cacicada del PSOE" de aquellos años

Jorge García denuncia que los vecinos tendrán que pagar "la cacicada del PSOE" de aquellos años / Ayuntamiento de Colmenar Viejo

Los alcaldes 'populares' de Colmenar Viejo y Tres Cantos, Jorge García y Jesús Moreno, han acordado la forma de pago de la deuda de 21 millones que mantiene cada uno con la Comunidad de Madrid tras la recalificación irregular de la finca El Tagarral en 1987, por lo que abonarán dos millones de euros anuales durante doce años, con un interés del 0,42 por ciento.

Cada uno adeuda a la Comunidad un total de 21 millones (que ascienden a 24 con los intereses de fraccionar el pago), una cifra que supone prácticamente la mitad del presupuesto anual de cada una de estas localidades, que durante varios años han negociado la forma “más accesible” de afrontar la deuda.

El caso se remonta a 1987, cuando la Comunidad aprobó la revisión del Plan General de Ordenación Urbana (PGOU) de Colmenar Viejo, que cambiaba la calificación de un suelo -que ahora pertenece a Tres Cantos- de urbanizable programado a suelo no urbanizable.

En 2003, el Tribunal Superior de Justicia de Madrid (TSJM) condenó a las tres Administraciones a pagar 42 millones a los propietarios del suelo, aunque finalmente la cifra ascendió a 63 millones por los intereses de demora.

El Gobierno regional asumió el pago para frenar la suma de intereses a la multa por el cambio de suelo denunciado por los propietarios y, desde entonces, reclamó a los consistorios de Tres Cantos y Colmenar Viejo "su parte" de la deuda, llevando el asunto a los tribunales.

En el año 2019, el Tribunal Supremo dio la razón al Ejecutivo autonómico en su petición de que los dos ayuntamientos le paguen los 21 millones de euros que corresponde a cada uno "de forma solidaria".

Según lo acordado, cada uno de ellos deberá abonar al Gobierno regional dos millones de euros al año, durante doce años, para alcanzar los 24 que adeuda cada localidad, una vez sumados los intereses.

Además, si los consistorios cuentan con remanentes de crédito en sus respectivas haciendas locales antes de finalizar cada ejercicio presupuestario, podrán realizar amortizaciones anticipadas de la cantidad adeudada, no pudiendo ser inferior al 20 por ciento del importe del remanente y siempre que ello no implique el incumplimiento de las reglas de estabilidad presupuestaria.

Inicialmente, el interés iba a ser del 0,7 por ciento, pero ambos consistorios han “limado las discrepancias” sobre ese tipo, logrando reducirlo hasta el 0,42, que les ahorrará cerca de 200.000 euros sobre el total, según ha explicado el alcalde de Colmenar Viejo.

García ha defendido que esa reducción de los intereses supone una "cifra importante" para los municipios, que les permitirán “seguir mejorando servicios”.

No obstante, ha tildado de “absoluta barbaridad” que Colmenar Viejo y Tres Cantos vayan a “dejar de invertir” más de dos millones cada año por una “cacicada” de los gobiernos socialistas de la Comunidad de Madrid y el Ayuntamiento de Colmenar Viejo.

El alcalde de Tres Cantos, Jesús Moreno, asegura que los dos ayuntamientos harán frente a las obligaciones sin que ello implique “dejar de impulsar el desarrollo de la ciudad”.

Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

A continuación

    Último boletín

    Emisoras

    Elige una emisora

    Cadena SER

    Compartir

    Tu contenido empezará después de la publicidad

    Cadena SER

    ¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?