Sociedad

La orden de las Clarisas se desvincula de las monjas 'rebeldes' de Belorado: "No se puede ser clarisa fuera de la Iglesia"

Así lo recoge un comunicado firmado por la Coordinadora Confederal de la Clarisas de España y Portugal

Fotografía publicada en una cuenta en la red social Instagram (@tehagoluz),(EFE)

Las Hermanas Clarisas se desvinculan de la decisión tomada por la comunidad de religiosas de Belorado (Burgos) y Orduña (Bizkaia) de abandonar la Iglesia católica y aseguran que “no se puede ser clarisa fuera de esta obediencia”, al tiempo que ofrecen su perdón si las hermanas “reconocen su error” y vuelven a la Iglesia católica.

Así lo recogen en un comunicado de la Confederación de Clarisas de España y Portugal, que engloba a las federaciones Bética, Castilla, Cartagena-Murcia, Cantabria, Cataluña-Castellon-Menorca, Granada, Santiago, Divina Providencia y Valencia-Aragón-Mallorca, y que ha compartido en su página web.

Más información

En el mismo, las Hermanas Clarisas admiten que la decisión de las religiosas de Belorado de pasar a la tutela de la Pía Unión Sancti Pauli Apostoli, fundada por el excomulgado Pablo de Rojas, ha generado en la Orden “un profundo dolor y consternación”, y han reconocido que también ha supuesto “un gran escándalo para muchos”.

Por ese motivo, las Clarisas han querido dejar claro que están “totalmente desvinculadas” de la decisión y que “no tienen nada que ver con esas opciones”, pues son “exclusivamente” del Monasterio de Belorado.

"La fidelidad a nuestra Forma de Vida tal como Clara y Francisco querían, supone la comunión con el Magisterio de la Iglesia, de la cual profesamos que es UNA, SANTA, CATÓLICA Y APOSTÓLICA. No se puede ser clarisa fuera de esta obediencia. Así nos lo enseñó Santa Clara de Asís, nuestra Fundadora, con su vida y escritos”, han insistido.

De ahí que hayan mostrado su adhesión al Concilio Vaticano II, que rechazan las monjas de Belorado, a las que piden que se “reconcilien” con Dios y vuelvan al seno de la Iglesia, “origen de su fe y de su consagración” y de la que se “están alejando”.

“Si estas hermanas reconocen su error y vuelven a la comunión con la Iglesia Católica y a la Orden de santa Clara, manifestamos nuestra disponibilidad para acogerlas nuevamente, con el mismo cariño que se las recibió el día de su Profesión”, han aseverado.

El comunicado de la Confederación de Clarisas de España y Portugal se suma al emitido la semana pasada por la Federación de Clarisas de Nuestra Señora de Arantzazu y la Provincia Franciscana, o al del ministro general de la Orden de los Frailes Menores, que rechazó “reconstrucciones precarias de la historia de la Iglesia en los últimos 70 años” y mostró su adhesión al Concilio Vaticano II.

“Espero que la herida infligida a la unidad de la Iglesia, el escándalo causado a muchos fieles, el desconcierto y el dolor causados entre todas las Hermanas Clarisas de España y a nuestra Orden, sanen pronto. Espero también que cada una de las hermanas de Belorado y Orduña pueda manifestar libremente su posición, para no incurrir en la exclusión de la comunión con la Iglesia”, indicaba en un comunicado compartido igualmente por la Confederación.

Suplantación de perfiles en redes sociales

Mientras tanto, la comunidad de religiosas de Belorado ha compartido a través de su recién creado perfil en Instragram (@tehagoluz), y en el que tienen casi 5.500 seguidores, un aviso tras detectar dos perfiles falsos que se hacen pasar por ellas e, incluso, dicen sortear sus afamadas trufas.

“Perfiles falsos. No somos nosotras, y no estamos sorteando trufas”, es el mensaje que colgaron este lunes, junto con un par de imágenes de dichos perfiles. Mientras, en el original, tienen seis publicaciones, entre ellas, los vídeos con los que han intentado explicar su situación, y el enlace a la nueva página web desde la que se comunican: www.tehagoluz.com

Comunicado de las Presidentas de la Confederación ante la situación de las Clarisas de Belorado y Orduña

El día 13 de mayo, día de Ntra. Sra. de Fátima, amanecíamos con la noticia de la decisión tomada por las Hermanas Pobres de Santa Clara residentes en los Monasterios de Belorado y Orduña, de romper la comunión con la Iglesia Católica. Esta decisión la transmitieron a través de una carta firmada por la abadesa y con un “manifiesto” que se corresponde con el que propugnan aquellos que niegan la validez del Concilio Vaticano II.

Estos acontecimientos han generado en las hermanas Clarisas de España y Portugal y en toda nuestra Orden, así como en los fieles cristianos, un profundo dolor y consternación y ha supuesto un gran escándalo para muchos.

Con este Comunicado las Hermanas Clarisas queremos dejar constancia de:

  • Que estamos totalmente desvinculadas de la decisión tomada por estas hermanas y no tenemos nada que ver con esas opciones. Son exclusivamente del Monasterio de Belorado-Orduña.
  • La fidelidad a nuestra Forma de Vida tal como Clara y Francisco querían, supone la comunión con el Magisterio de la Iglesia, de la cual profesamos que es UNA, SANTA, CATÓLICA Y APOSTÓLICA. No se puede ser clarisa fuera de esta obediencia. Así nos lo enseñó Santa Clara de Asís, nuestra Fundadora, con su vida y escritos:

"Clara, indigna sierva de Cristo y pequeña planta del beatísimo Padre Francisco, promete obediencia y reverencia al Señor Papa Inocencio y a sus sucesores canónicamente elegidos, y a la Iglesia Romana. Y así como al principio de su conversión, a una con sus hermanas prometió obediencia al bienaventurado Francisco, de la misma manera promete obedecer inviolablemente a sus sucesores. Y las demás hermanas está siempre obligadas a obedecer a los sucesores del bienaventurado Francisco" (Regla de Sta Clara1,1-5). Sin este vínculo con la raíz, no hay forma de vida clariana

  • Nos adherimos al Concilio Vaticano II como kairós del Espíritu para la vida de la Iglesia y queremos caminar según sus orientaciones.
  • Si estas hermanas reconocen su error y vuelven a la comunión con la Iglesia Católica y a la Orden de santa Clara, manifestamos nuestra disponibilidad para acogerlas nuevamente, con el mismo cariño que se las recibió el día de su Profesión.
  • EN NOMBRE DE LA CONFEDERACIÓN DE HERMANAS POBRES DE SANTA CLARA PRESENTE EN ESPAÑA Y PORTUGAL: Os pedimos, como San Pablo que os dejéis reconciliar con Dios (2Cor 5,20) y que volváis al seno de la Iglesia, origen de vuestra fe y de vuestra consagración, del que os estáis alejando.

Agradecemos todas las muestras de afecto y de comunión que hemos recibido en estos momentos difíciles por parte de los Obispos de Burgos, Bilbao y Vitoria; la Comisión para la Vida Consagrada de la Conferencia Episcopal española, el Ministro General de la Orden de los Hermanos Menores, así como de todas las personas que nos han mostrado su afecto y su apoyo en estos momentos.

 
  • Cadena SER

  •  
Programación
Cadena SER

Hoy por Hoy

Àngels Barceló

Comparte

Compartir desde el minuto: 00:00