Cine y TV

"Nadie había dicho semejante cosa": Sobera se sorprende con la petición de un soltero de 'First Dates' para encontrar a su chica ideal

Pablo se acabó marchando solo

Madrid

Desde que se estrenara en abril de 2016, el restaurante de First Dates ha acogido todo tipo de citas. Desde algunas que han acabado en boda hasta otras que han terminado antes incluso de empezar por distintos motivos. A pesar de que durante estos últimos años hemos visito todo tipo de comensales, todavía hay alguno que otro que consigue sorprender a la audiencia con sus reflexiones. El último de ellos ha sido Pablo, quien ha llegado al programa presentado por Carlos Sobera con el objetivo de encontrar una chica. Pero no una cualquiera, sino una que fuera capaz de seguirle el ritmo y que, por encima de todas las cosas, fuera capaz de discutir bien con él.

Más información

Algo que le hacía mucha gracia al presentador vasco, quien reconocía frente a las cámaras de Cuatro que no había visto nada igual en los seis años de programa. La cita comenzaba con Carlos Sobera dándole la bienvenida al restaurante a su invitado: "Te estábamos esperando en la casa de First Dates". Después de fundirse en un abrazo con él, Pablo explicaba frente a las cámaras del programa que se consideraba una persona espiritual: "Considero que el pensamiento es algo que está intrínseco en mi naturaleza, me parece necesario hablar libremente con mis amigos de cualquier tema, ya sea banal o no".

"¿Qué tipo de chica estás buscando?"

Tras esta breve presentación frente a las cámaras, el joven le explicaba a Carlos Sobera que actualmente está estudiando filosofía. Una carrera, denostada ya desde hace varios años según el protagonista de esta cita, que sin embargo le apasiona. Por esa misma razón, el presentador vasco le ha dado la oportunidad para que defienda la filosofía y la importancia de estudiar la misma. Ante este altavoz improvisado, Pablo recordaba que la filosofía nos ayuda a pensar, a desarrollar nuestro raciocinio y nuestro pensamiento crítico.

A continuación, y después de defender la filosofía a capa y espada, Pablo volvía a hablar con las cámaras del programa para definirse como una persona bastante tranquila a la que le gusta tener su propio espacio. Aunque reconoce que también le gusta viajar e incluso salir de fiesta, Pablo explica que es una persona bastante sosegada que necesita su tranquilidad. Tras dar a conocer sus gustos personales frente a la audiencia, Carlos Sobera se interesaba por el tipo de chica que había venido buscando al programa.

Pablo sorprende a Carlos Sobera con su petición

Y Pablo lo tenía claro. En primer lugar, el joven granadino reconocía que estaba buscando una chica que le llenara en su día a día. Una compañera con la que pudiera marcharse de viaje a cualquier lado con la que pudiera discutir bien. Algo que sorprendía a Carlos Sobera, quien alucinaba con el hecho de que el comensal pidiera algo así. Tras su sorpresa, Pablo matizaba que buscaba con quien discutir en el buen sentido de la palabra: "No en el sentido negativo". Mientras tanto, Matías recordaba tras la barra del restaurante que hay discusiones que pueden ser muy positivas.

Sin embargo, Carlos Sobera se quedaba con el hecho de que su comensal le hubiese pedido algo inédito en la historia del programa: "Mola, mola, nunca nadie había dicho semejante cosa". Tras esta petición, el programa le sentaba a cenar con Alba. No obstante, Pablo tuvo bastante claro que no era para ella. No por el simple hecho de ser muy tímida y nerviosa, que también, sino porque no sabía hablar sobre política. Por esa misma razón, el joven decidió evitar una segunda cita romántica y emplazarle a alguna fiesta juntos en la que pudieran conocerse mejor.

Escucha la radioen directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después de la publicidad

En directo

A continuación

Último boletín

Emisoras

Elige una emisora

Compartir

Suscríbete

Tu contenido empezará después de la publicidad