Cine y TV

"Tuve la dimisión en la mano": Revilla recuerda cómo 'Crónicas Marcianas' casi acaba con su carrera política

"El programa lo vieron seis millones de personas"

Madrid

Antena 3 ha emitido este miércoles una nueva entrega de Joaquín, el novato. Un programa de entrevistas, dirigido por Joaquín Sánchez, en el que todavía futbolista del Real Betis Balompié se cita con personalidades de distintos ámbitos con el objetivo de conocer más acerca de sus trabajos y determinar así qué puede hacer una vez termine su carrera. Desde Dabiz Muñoz o Ana Milán hasta otros como Pedro Duque o Pablo Motos, quien le contó todos los secretos de la televisión. En esta ocasión, el futbolista se ha citado con Miguel Ángel Revilla para conocer más acerca de su carrera política.

Más información

En un momento dado de la entrevista, el presidente de Cantabria le ha confesado a Joaquín que estuvo cerca de presentar su dimisión: "Yo hubo un momento en el que tuve la dimisión en la mano". Tras la sorpresa del todavía jugador del Betis, Revilla le explicaba que todo fue a raíz de sus declaraciones tras la boda de Felipe VI y Letizia. El político recuerda que asistió a la boda de los por aquel entonces príncipes pensando que iba a ponerse hasta las botas: "Yo he ido a muchísimas bodas y en Cantabria se tira la casa por la ventana. Empiezan con entremeses fríos y calientes, después con una merluza con sus dos salsas...".

Revilla recuerda el menú de la boda de los príncipes

Pensando que le iban a poner "langostas de kilo", el político le recomendó a su mujer que no se atiborrara a queso y jamón porque lo mejor estaba todavía por llegar: "Resérvate que abajo va a haber munición acorde a una boda real". Sin embargo, nada más sentarse en la mesa descubrió que no era así: "Yo a lo zorro vi la carta y me mosqueó que había poca letra y que además era rara". Según Revilla, el menú consistía en una especie de canapé de primero y unas rodajas finas de un "pollo especial" de segundo.

Algo que no le llegó a saciar, tal y como explicaba días más tarde en una entrevista para un medio local. A pesar de que destacó algunos detalles de la boda como que la reina iba guapísima y que todo estuvo muy bien organizado, los medios se quedaron con el hecho de que se tuvo que comer un bocadillo a media tarde para poder saciar su hambre. Varios días después de emitirse esta entrevista, el equipo de Crónicas Marcianas decidió emitirlo en horario de máxima audiencia. Tal y como cuenta Revilla, Xavier Sardà abrió el programa con las declaraciones íntegras del hambre que pasó en la boda".

"El programa lo vieron seis millones de personas"

Un vídeo que tuvo una gran repercusión a nivel nacional: "El programa lo vieron seis millones de personas". El político recuerda que un día después de que este vídeo se colara en el programa Crónicas Marcianas, Revilla recibió una llamada mediante la que le recordaban que la televisión iba a terminar con él. Algo que llevaba al actual presidente de Cantabria a pensar en su dimisión. Sin embargo, asistió a un evento ese mismo día que le ayudó a cambiar de opinión. Y es que, tal y como cuenta el cántabro, recibió todo tipo de aplausos por su intervención: "Se te volvió todo a favor".

Dado que contaba con el apoyo de la gente, Revilla decidió seguir al frente de su cargo. De hecho, el político ha reconocido que incluso el rey Juan Carlos acabó dándole la razón respecto al menú de la boda en uno de sus últimos encuentros: "Qué razón tenías con la comida de la boda". De esta manera, el político

Escucha la radioen directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después de la publicidad

En directo

A continuación

Último boletín

Emisoras

Elige una emisora

Compartir

Suscríbete

Tu contenido empezará después de la publicidad