Directo

CASO KOLDO Última hora de Ábalos, en directo: reacciones al 'caso Koldo' y su desafío al PSOE

Ciencia y tecnología

Detectada la tormenta solar más grande de la historia de la Tierra: ocurrió hace 14.300 años y esto es lo que pasaría hoy si se repitiera

Un fenómeno de esta magnitud podría repetirse y sería catastrófico para la sociedad humana

Tormenta solar / MARK GARLICK SCIENCE PHOTO LIBRARY

Un equipo internacional de científicos ha descubierto la tormenta solar más grande de la historia que afectó a nuestro planeta. Y esta es la prueba: un enorme aumento en los niveles de radiocarbono hace 14.300 años y que se ha logrado descubrir ahora al analizar los anillos de árboles antiguos encontrados en los Alpes franceses.

La mala noticia es que esta tormenta solar podría volver a producirse. Y lo realmente preocupante es que una tormenta solar como ésa hoy sería catastrófica para la sociedad humana, porque podría destruir los sistemas de telecomunicaciones y los satélites, provocar apagones masivos en la red eléctrica mundial y, por lo tanto, costaría miles de millones de euros en pérdidas económicas.

Por esas poderosas razones, el equipo internacional que ha descubierto la tormenta solar más grande la historia, y que está liderado por las Universidades europeas de Leeds y Marsella, ha pedido que se investiguen más lo que ocurre en nuestro sol, para poder proteger nuestros vitales sistemas de energía y de comunicaciones durante los próximos años.

Este descubrimiento ha sido posible gracias a la colaboración de científicos del Reino Unido y Francia, que trabajan en Colegio de Francia, la Universidad de Aix-Marseille y la Universidad de Leeds.

Y este hallazgo histórico se ha logrado tras medir los niveles de radiocarbono en árboles antiguos conservados en las orillas erosionadas del río Drouzet, situado en los Alpes del sur de Francia.

Imagen de la NASA tomada el 17 de diciembre que muestra una fuerte actividad en el sol. / Handout

Pruebas científicas

Estos troncos de los árboles, que son subfósiles (es decir, restos cuyo proceso de fosilización no está completo) fueron cortados en pequeños anillos individuales.

El análisis de estos anillos individuales identificó un aumento sin precedentes en los niveles de radiocarbono que ocurrió hace precisamente 14.300 años.

Al comparar este pico de radiocarbono con mediciones de berilio, un elemento químico que se encuentra en los núcleos de hielo de Groenlandia, este equipo demuestra que el pico fue causado por una tormenta solar masiva, que habría expulsado enormes volúmenes de partículas energéticas a la atmósfera de la Tierra.

Tim Heaton, experto de la Universidad de Leeds, advierte que “las tormentas solares extremas podrían tener enormes impactos en la Tierra”. En concreto, estas súper tormentas podrían dañar, de forma permanente, los transformadores de nuestras redes eléctricas, lo que provocaría apagones enormes y generalizados que durarían meses.

Además también podrían provocar daños permanentes a los satélites de los que todos dependemos para la navegación y las telecomunicaciones, dejándolos inutilizables y, por último, crearían graves riesgos de radiación para los astronautas.

Los científicos ya han identificado que nueve de estas tormentas solares extremas, conocidas como “Eventos Miyake”, ocurrieron en los últimos 15.000 años.

Los eventos Miyake confirmados más recientes ocurrieron en 993 d.C. y 774 d.C. Sin embargo, esta tormenta de 14.300 años recién identificada es la más grande jamás encontrada: aproximadamente el doble de tamaño que estas dos.

Gran problema

La naturaleza exacta de estas tormentas solares masivas sigue siendo muy poco conocida ya que nunca han sido observados directamente con equipos de medición.

Por lo tanto, los astrofísicos destacan que todavía tenemos mucho que aprender sobre el comportamiento del Sol y los peligros que plantea para la sociedad en la Tierra, porque aún no sabemos qué causa que se produzcan tormentas solares tan extrema y, con qué frecuencia pueden ocurrir o si de alguna manera podemos predecirlas.

La tormenta solar más grande observada directamente ocurrió en 1859 y se conoce como el Evento Carrington.

Causó una perturbación masiva en la Tierra: destruyó las máquinas de telégrafo y creó una aurora nocturna tan brillante que los pájaros comenzaron a cantar, creyendo que el Sol había comenzado a salir.

Sin embargo, los Eventos Miyake (incluida la tormenta recientemente descubierta de 14.300 años de antigüedad) habrían sido de un orden de magnitud asombrosamente mayor en tamaño.

Javier Gregori

Javier Gregori

Periodista especializado en ciencia y medio ambiente. Desde 1989 trabaja en los Servicios Informativos...

 
  • Cadena SER

  •  
Programación
Cadena SER

Hoy por Hoy

Àngels Barceló

Comparte

Compartir desde el minuto: 00:00