Jueves, 29 de Septiembre de 2022

Otras localidades

No hay atajos fuera de la ley

El editorial de la codirectora del programa 'Hoy por Hoy'. Lunes 21 de octubre

Pepa Bueno, durante la presentación de la nueva temporada de Cadena SER, en la que dirigirá - junto a Gemma Nierga - 'Hoy por Hoy'

Pepa Bueno, durante la presentación de la nueva temporada de Cadena SER, en la que dirigirá - junto a Gemma Nierga - 'Hoy por Hoy' / CADENA SER

Comienza el lunes en España con la mirada puesta en el Tribunal de Derechos Humanos de Estrasburgo. A las 11 y media conoceremos su decisión definitiva, inapelable ya, sobre la doctrina Parot, aquel atajo que decidió la justicia española para mantener en prisión más tiempo a etarras sanguinarios condenados con el Código Penal del 73. La redención de condenas se aplicaba hasta entonces al máximo de permanencia en prisión, 30 años, según la Ley. Pero cuando en 2006 era inminente la salida del etarra Henri Parot se cambió la interpretación, se decidió que las redenciones se aplicaran a cada una de sus condenas y así se prolongó la estancia en la cárcel de él y de otros terroristas y presos comunes en su misma situación. Las tribunales españoles avalaron en todas su instancias ese cambio... pero una etarra, Inés del Río, recurrió a Estrasburgo que ya condenó al gobierno español por violar el convenio europeo de derechos humanos, el gobierno recurrió y hoy se conocerá el fallo definitivo.

El Estado español fue capaz de derrotar a ETA en la medida en que comprendió que no había atajos fuera de la Ley. Por repugnantes que fueran sus crímenes solo la ley, con toda su dureza pero ley, ha conseguido terminar con la organización que asesinó sin piedad y atemorizó a la sociedad española con su barbarie durante décadas. Ya en el 2006, cuando se inventó la doctrina Parot, muchas voces se alzaron para recordar el principio penal de que las leyes no pueden aplicarse con carácter retroactivo si perjudican al reo, por muy odioso que el reo nos resulte.

Todo apunta a que hoy Estrasburgo volverá a decir que la doctrina Parot vulnera la ley europea. Y el gobierno español confía aún en que la sentencia sea lo suficientemente ambigua para no tener que poner en libertad inmediatamente a los 96 etarras afectados y los 37 presos comunes con delitos terribles también.

ETA ha puesto fin a su locura terrorista, la alarma social que la doctrina Parot quiso aliviar ya no existe y el final de esta tragedia inmensa para las víctimas y para la sociedad española entera está atascada por la cerrazón de la banda terrorista a disolverse y entregar las armas. Pero el Gobierno también puede jugar este final con inteligencia, como le reclaman el PNV y el PSE en relación con los presos etarras, y si Estrasburgo, como parece, anula la doctrina Parot puede, con el Estado en Derecho en la Mano y sin descuidar la información y la atención a las víctimas, puede empujar el final del problema más grave que ha enfrentado hasta ahora la democracia española.

Margarita Uría: "Espero que la sentencia de Estrasburgo deje pocos márgenes a la interpretación"

Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

A continuación

    Último boletín

    Emisoras

    Elige una emisora

    Cadena SER

    Compartir

    Tu contenido empezará después de la publicidad

    Cadena SER

    ¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?