Últimas noticias Hemeroteca

Viernes, 03 de Abril de 2020

Otras localidades

EL ORO DE LA MERCEDES Y LA POLÉMICA CON ODYSSEY

El otro tesoro

En 2007 la empresa cazatesoros Odyssey recuperó del fondo del mar el cargamento de la fragata Mercedes hundida en 1804 cerca de las costas de Cádiz. Expoliaron parte de su cargamento, más de 500.000 monedas de oro y plata

Momento del hundimiento de La Fragata Mercedes en 1804

Momento del hundimiento de La Fragata Mercedes en 1804 / Wikipedia

El tesoro de la fragata Mercedes fue recuperado por España en el año 2012, aunque el camino no fue nada sencillo. La empresa cazatesoros Odyssey recuperó en 2007 el cargamento que transportaba la fragata, más de 500.000 monedas de oro y plata; diferentes objetos, restos del barco y lingotes de estaño. Odyssey expolió parte del tesoro dando lugar a un litigio que duró cinco años

¿Cuándo y cómo recuperó España el tesoro?

El Gobierno español denunció el "saqueo" Odyssey y reclamó ante los tribunales lo que consideraban pertenecía a nuestro país. Tras cinco años de litigio, en enero de 2012 el Tribunal Supremo de Estados Unidos decidió que el tesoro debía ser devuelto a España. El 25 de febrero de 2012, las 17 toneladas de la carga de Nuestra Señora de Las Mercedes llegaron a la base aérea de Torrejón de Ardoz, en Madrid. El tesoro volvía a ser español.

Durante los cinco años que duró la aventura judicial en Estados Unidos, los investigadores españoles no tuvieron acceso directo a la carga. La única información fue la ofrecida por Odyssey y las fotografías que la compañía había ofrecido a la prensa. El proceso fue duro, el resultado final satisfactorio.

¿Dónde está el tesoro?

El tesoro de la fragata Mercedes es patrimonio Cultural de España. El 30 de noviembre de 2012 se anunció en la Secretaría de Estado de Cultura, que el destino del tesoro sería el Museo Nacional de Arqueología Subacuática de Cartagena. Apenas dos días después, el 2 de diciembre de 2012, el tesoro llegó a su destino.

Sin embargo, no todos los restos extraídos del pecio fueron devueltos inicialmente. Como consecuencia de la investigación judicial se supo que los responsables del Odyssey habían ocultado parte del tesoro en Gibraltar. Estos restos fueron finalmente entregados en julio de 2013 y llevados junto con los anteriores al museo Arqua de Cartagena. Meses después de la última entrega de material por parte de la Odyssey, el Tribunal del Distrito de Florida condenó a la compañía cazatesoros a pagar la mitad de las dos terceras partes del gasto de España en abogados por encontrarla culpable de mala fe y deslealtad durante el proceso. El tribunal consideró que Odyssey conocía la identidad del pecio expoliado y la ocultó, que entorpeció la investigación y la entrega de restos, y que contravino la ley de protección del patrimonio de España a sabiendas.

Actualmente, la exposición 'El último viaje de la fragata Mercedes' está expuesta en Sevilla, en el archivo de Indias. Esta muestra ha pasado por alicante y también ha estado en Madrid en el Museo Naval y en el Museo Arqueológico Nacional.

En 2015 el estado realizó una incursión para sacar del agua las piezas más susceptibles de expolio y conocer el estado del pecio, constatando que Odyssey recogió monedas realizando un barrido del suelo marino que dañó el pecio.

¿La historia de la fragata Mercedes?

El 5 de octubre de 1804, cuando se encontraba a unas 100 millas de Cádiz, la Fragata Mercedes y las otras 3 naves de guerra que la acompañaban por motivos de seguridad (Medea, Clara y Fama), divisaron varios buques de guerra ingleses. En aquel momento España no estaba en guerra contra Inglaterra, pero Gran Bretaña sospechaba que esa neutralidad estaba pactada con Napoleón a cambio de un impuesto. España se negó entonces a rendinrse y la flota inglesa dispara directamente al lugar donde se guardaba la pólvora en la fragata Mercedes. El barco, con el tesoro y sus 300 ocupantes, se hundió en las aguas del Atlántico. Hubo medio centenar de supervivientes que fueron trasladados, junto a las tres fragatas que protegían a La Mercedes, a suelo británico.

¿De dónde salió el oro que transportaba la fragata?

Según consta en los archivos, la Fragata Nuestra Señora de las Mercedes había sido enviada a las Indias en 1802 con la orden de que trajera desde allí los caudales pertenecientes a la Real Hacienda. Una cuarta parte del cargamento iba dirigida al rey Carlos IV. Sin embargo, la mayor parte de las monedas que transportaba el barco pertenecían a más de cien mercaderes que, o bien las habían depositado allí para que fueran trasladadas a España, o bien las portaban ellos mismos a bordo. En el caso de que no viajaran con la expedición, los documentos detallaban claramente a quiénes debía entregarse el dinero una vez que la expedición hubiera llegado a Cádiz.

Ni unos ni otros alcanzaron su destino. Se dio, incluso, el caso particular de Diego de Alvear y Ponce de León, un militar español que regresaba a España con toda su familia y su riqueza, después de haber vivido 30 años en Argentina. Fue llamado a la Fragata Medea para sustituir al segundo comandante, mientras que su mujer, sus 8 hijos y todas sus pertenencias, se quedaron en Nuestra Señora de las Mercedes. Tras el ataque inglés y, desde la distancia, vio cómo se hundía en el mar todo cuanto poseía.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?