Últimas noticias Hemeroteca

Sábado, 19 de Octubre de 2019

Otras localidades

Resultados

La primera obligación de PSOE y Podemos

La primera obligación del PSOE y Unidas Podemos tras el mandato electoral del 28-A es no arruinar la victoria de la izquierda, lo que no es ocioso advertir, dada la facilidad con la que desde tiempo inmemorial las izquierdas encuentran líneas de fractura

La voz de Iñaki | 06/05/19 | La primera obligación de PSOE y Podemos. / VÍDEO: Pablo Palacios

La primera obligación del PSOE y Unidas Podemos tras el mandato electoral del 28-A es no arruinar la victoria de la izquierda, lo que no es ocioso advertir, dada la facilidad con la que desde tiempo inmemorial las izquierdas encuentran líneas de fractura. 

Todos los observadores coinciden al menos en tres de los mandatos que transmitieron las elecciones generales: alejarse del tremendismo, acabar con las provisionalidades y apuntalar las políticas sociales. Por eso muchas miradas se volvieron a Portugal, pero no se nos olvide que el éxito portugués no se asienta en el formato de la relación entre el gobierno socialista y sus socios, el Bloque de Izquierda (BE) y el Partido Comunista (PCP), que no están en el consejo de ministros, si no en la calidad democrática de su acuerdo; unas líneas de actuación claramente progresistas, muy realistas y una gran lealtad. Importantísimo asunto este de la lealtad en la gestión y el control regular permanente de su convivencia. Me parece que en España no vamos por ahí.

El interés de Podemos de entrar en el gobierno me parece muy legítimo, pero no sé si Pablo Iglesias se da cuenta de como suena eso de "tenemos que estar en el gobierno porque no nos fiamos del PSOE. O los vigilamos de cerca o inclumplirán los compromisos sociales". Esta es una señal de desconfianza que es muy mal augurio, máxime cuando su eventual pacto Podemos-PSOE sería necesario pero en modo alguno suficiente pues harían falta apoyos de otros y eso siempre implica elasticidad y prudencia. 

Finalmente, permítaseme una observación. Con la euforia de la victoria se puede olvidar que los márgenes de error son más estrechos de lo que parecen. La victoria de los socialistas en las generales fue indiscutible pero, en votos, la derecha derrotada está muy cerca. Y nadie puede entender mejor que Sánchez la verdad de la volatilidad política en los tiempos que corren. ¿A qué velocidad se puede pasar de estar desahuciado a rebosar salud? Naturalmente, y viceversa. Y que estos virajes los producen menos los aciertos de los aspirantes de los errores de los que ocupan el poder. 

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?