Miércoles, 28 de Octubre de 2020

Otras localidades

Billy el Niño

Pregunta de cultura general: ¿Quién fue el pistolero más famoso del Viejo Oeste? Unos dirán que Billy el Niño y otros que Jesse James. A elegir. Ambos eran de gatillo fácil con vidas breves y muertes trágicas teñidas por la leyenda y las dudas

Nosotros nos quedamos con Billy el Niño que antes de ser abatido a tiros por el sheriff del condado de Lincoln Pat Garrett, asegura la leyenda que a sus 21 años mató a 21 hombres con su revolver. ¿Realmente murió en la medianoche de un 14 de julio de 1881 en las proximidades de Fort Sumner? "Tan rápido como pude, desenfundé mi revólver y disparé, echándome a un lado, y disparando de nuevo. El segundo disparo fue innecesario, ya había caído muerto. Dos convulsiones y Billy el Niño se fue con sus muchas víctimas", escribió en 1882 el sheriff en sus memorias.

Uno de los que cuestionó la teoría oficial de que no fue asesinado por Garret fue Lewis Wallace, gobernador general de la Unión en la Guerra Civil estadounidense, más conocido por su célebre novela Ben Hur (1880). Pues bien, Wallace, que ofreció a Bill el perdón si colaboraba con la justicia y luego 500 dólares por su captura, dijo en 1881 que dudaba de que Pat le asesinara pues eran buenos amigos y cómplices desde hacía mucho tiempo. No parece que sea un argumento de peso. Son muchos más los que afirman que Billy el Niño murió de un tiro en el corazón o en el estómago por el sheriff Pat Garrett. Como suele ocurrir, alguien hizo correr el rumor de que Bill el Niño no murió reamente, sino que siguió viviendo unos cuantos años más con otra identidad. Una investigación en Nuevo México en 2003 trató de determinar si Brushy Bill Roberts, que murió en 1950, a los 90 años, decía la verdad al proclamarse el auténtico y genuino Billy el Niño.

El verdadero nombre de Billy era Henry McCarty, aunque también era conocido por su banda como William Bonney y Kid Antrim. Sus últimos meses de vida los pasó de fuga en fuga. Estuvo en la cárcel de Mesilla, Nuevo México, y mientras esperaba ser juzgado, Billy the Kid consiguió escapar en abril de 1881 tras asesinar a sus dos guardianes. En julio de 1881 Garrett le localizó en Fort Sumner sorprendiéndolo de noche en la casa donde se hospedaba y allí lo mató o eso dicen. Esa es una de las dudas. La otra es que supuestamente está enterrado cerca de la casa donde lo mataron, pero tanto sus restos óseos como la propia tumba ha sufrido varios saqueos y hasta inundaciones. Las tumbas que sí están localizadas son las de Catherine Antrim, que pasaba por ser su madre, y la de Brushy Bill Roberts, que decía ser el auténtico Billy the Kid y que está enterrado en el cementerio de Hamilton, Texas. Los propios lugareños, que viven prácticamente gracias al turismo, no han concedido permiso para hacer el análisis de ADN a los restos de Roberts porque si algún día se probara que Billy el Niño murió de viejo, la romántica leyenda se iría al garete al igual que los beneficios turísticos. O no.

Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

Último boletín

Emisoras

Elige una emisora

Cadena SER

Compartir

Tu contenido empezará después de la publicidad

Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?