Últimas noticias Hemeroteca

Domingo, 08 de Diciembre de 2019

Otras localidades

Profanada la tumba del agente del GEO muerto en Leganés

El cadáver fue quemado a varios metros de distancia del ataúd

El nicho donde fue enterrado Francisco Javier Torronteras, el agente del Grupo Especial de Operaciones (GEO) de la Policía fallecido en la explosión provocada en Leganés por los terroristas islámicos suicidas, fue profanado esta madrugada pasada en el cementerio Sur de Madrid.

Según fuentes policiales, el cadáver del GEO habría sido extraído de la tumba por al menos dos individuos que usaron una palanqueta. Una vez fuera del nicho, fue arrastrado cuesta arriba y tras ser rociado con gasolina, lo quemaron. El cadáver mostraba síntomas de haber sido golpeado con un pico y una pala.

Fuentes de la investigación creen que al menos dos personas han participado en la profanación porque bajaron el ataud desde un nicho situado en un segundo piso y porque el féretro fue arrastrado cuesta arriba más de 700 metros. Para su traslado usaron una carretilla de las que habitualmente se usan en los cementerios.

LOS AUTORES QUERÍAN COMPLICAR LA IDENTIFICACIÓN

Según los datos de la investigación, los autores volvieron a colocar la lápida que tapaba la entrada del nicho tras sacar el féretro, sin duda para tratar de hacer más complicada la labor de identificación de los restos profanados.

La policía judicial, sobre el terreno, pudo comprobar que el cadáver presentaba algunos signos físicos que se correspondían con las mutilaciones sufridas por la explosión de Leganés, lo que inmediatamente les condujo al nicho de Torronteras.

VENGANZA DE ISLAMISTAS RADICALES

El Ministerio del Interior baraja la posibilidad de que se trate de una venganza promovida por islamistas radicales por la explosión de Leganés en la que se suicidaron siete terroristas. Sin embargo, las mismas fuentes no descartan otras opciones, como que sea obra de algún loco.

Según las fuentes consultadas, los autores han tenido que realizar una labor de vigilancia previa del lugar del enterramiento y de los turnos de vigilancia en el interior del cementerio antes de realizar la profanación.

En el cementerio se personaron autoridades judiciales, que se han hecho cargo del caso, bajo la responsabilidad del juzgado número 40 de Plaza de Castilla. El cadáver del agente ha sido trasladado al Instituto Anatómico Forense.

PLACAS, PRUEBAS DE ADN Y FOTOGRAFÍAS

El juez al cargo del caso ha ordenado la reaalización de placas radiográficas, confrontación de ADN y fotografías de los hechos vandálicos realizados sobre el cadáver para esclarecer las circunstancias de la profanación.

La Confederación Española de Policías, sindicato al que pertenecía Torronteras, ha decidido personarse en el sumario abierto por el juez.

El subinspector Javier Torronteras fue enterrado en un nicho en la sección F del cementerio Sur de Madrid el pasado día 4. Tenía 41 años y era padre de dos hijas. Tras esta profanación del cadáver, la familia del subinspector ha mostrado su deseo de incinerar los restos.

En la operación antiterrorista de Leganés, siete terroristas islámicos se suicidaron haciendo detonar una potente carga explosiva, cuando se vieron cercados por las fuerzas de seguridad.

En la inmolación, además del subinspector de los GEO fallecido, otros once policías resultaron heridos a causa de la fuerte explosión, dos de ellos de gravedad.

José Antonio Alonso (Interior): "Quiero expresar mi emocionado reconocimiento al geo fallecido en acto de servicio en Leganés"

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?