Viernes, 09 de Diciembre de 2022

Otras localidades

Crónica:

Rotativas paradas, cámaras a negro

Un repaso a los medios de comunicación que han echado el cierre acuciados por la crisis económica

La crisis económica no perdona a ningún sector, tampoco a los medios de comunicación, los cuales están viviendo unos años realmente duros por culpa de la falta de ingresos y de la bajada drástica de inversión publicitaria. Público es el último diario en sumarse a una lista negra que ya ha dejado sin trabajo a demasiados periodistas.

Los que peores varapalos están recibiendo son los medios impresos, en especial los regionales. La Tribuna de Salamanca cerró el pasado mes de abril tras 17 años en activo por "motivos económicos", dejando en la calle a una treintena de trabajadores. La Estafeta de Navarra sólo duró un año en los quioscos, La Opinión de Granada dejó de publicar en papel por las dificultades económicas. El diario Galicia Hoxe, único medio de pago que publicaba íntegramente en gallego, cerró en 2011 por culpa de "la crisis económica, especialmente virulenta en el sector de los medios de comunicación, y, sobre todo, el radical recorte de las ayudas institucionales", como también tuvieron que dejar de imprimirse Xornal de Galicia o el histórico semanario A Nosa Terra, que se editó durante 103 años.

Ni siquiera los gratuitos han conseguido zafarse de los problemas económicos. ADN cerró en un primer momento su edición digital, pero la "caída de ingresos de publicidad y las malas perspectivas para 2012" llevaron a terminar también con la edición en papel. Por motivos similares dejó de imprimirse el periódico Metro, que no pudo seguir haciendo frente al incremento de la competencia y las pérdidas experimentadas en los últimos años.

Puede que los medios impresos sean los más afectados, pero no es algo exclusivo. La Televisión Municipal de Valencia, la Televisión de Mallorca y la Televisión de l'Hospitalet de Llobregat dejaron de emitir por culpa de la crisis económica, y el canal CNN+ tampoco consiguió seguir adelante. En el apartado radiofónico, la madrileña Radio Villalba ha sido uno de los últimos medios en caer víctima de las inclemencias de la economía.

Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

A continuación

    Último boletín

    Emisoras

    Elige una emisora

    Cadena SER

    Compartir

    Tu contenido empezará después de la publicidad

    Cadena SER

    ¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?