Domingo, 26 de Junio de 2022

Otras localidades

Rebaja de hasta 1.300 euros en la hipoteca si contrata otro producto de su banco

La nueva directiva europea sobre hipotecas no prohíbe a la entidad abaratar el crédito a cambio de un seguro de vida o un plan de pensiones

La nueva directiva europea sobre hipotecas da vía libre para que un banco ofrezca una hipoteca más barata (a un interés más bajo) a cambio de salir de la sucursal con más productos, como seguros de vida, de hogar, un plan de pensiones o la domiciliación de la nómina. La novedad es que ahora la concesión del préstamo no puede estar condicionada a la adquisición de otros servicios. De no contratar esos productos asociados, la cuota hipotecaria puede encarecerse hasta 1.357 euros al año, según un análisis del comparador web kelisto.

Este estudio refleja que una hipoteca de unos 100.000 euros cuesta de media 600 euros más al año si el usuario no contrata con su banco otros productos, como seguros de vida, de hogar, un plan de pensiones o domicilia la nómina. Bankinter, con descuentos de hasta 1.357 euros, y Barclays, de hasta 1.185 euros, son las entidades que aplican rebajas más agresivas por contratar productos asociados al préstamo hipotecario. Al otro lado se sitúa Novagalicia, cuyo descuento anual a cambio de otros contratos alcanza un máximo de 300 euros, explica Estefanía González, responsable de finanzas personales de kelisto.

El efecto de los productos vinculados también es distinto en función de la comunidad autónoma, ya que la hipoteca media contratada también varía en cada región. Madrid, constata el análisis, es la comunidad donde más se encarecería el préstamo de no contratarse los productos asociados (805,3 euros al año), seguida de País Vasco (703,5 euros) y Cataluña (698,6 euros). En cambio, Canarias (406,8 euros), La Rioja (412,68 euros) y Extremadura (422,7 euros) son las autonomías donde menos subiría la cuota anual.

La nueva directiva europea sobre contratos de crédito para bienes inmuebles de uso residencial sigue permitiendo que el banco proponga al cliente la posibilidad de combinar productos. La entidad puede ofrecer una rebaja en el interés de la hipoteca a cambio de que el usuario adquiera otros productos financieros. Sin embargo, la directiva prohíbe que la concesión de la hipoteca esté condicionada a la adquisición de esos derivados.

Para Carlos Baños, presidente de la Asociación de Afectados por Embargos y Subastas (AFES), siempre que el banco no obligue a contratar otros productos, "el problema está en cómo los ofrece". Baños recuerda que "si las preferentes nos las hubieran ofrecido diciendo que es un producto de altísimo riesgo, especializado para inversores y con la posibilidad de perder todo el dinero, cualquiera hubiera podido tomar luego una decisión". Sin embargo, "nos venden las cosas sin informarnos de los riesgos que tienen y el público en general no tiene por qué ser experto financiero", critica.

Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

A continuación

    Último boletín

    Emisoras

    Elige una emisora

    Cadena SER

    Compartir

    Tu contenido empezará después de la publicidad

    Cadena SER

    ¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?