Lunes, 25 de Octubre de 2021

Otras localidades

REPORTAJE

En televisión, la cultura no muerde

Cayetana Guillén Cuervo y Xavier Obach presentan y dirigen, respectivamente, 'Atención Obras', un interesante y necesario espacio en la televisión dedicado al teatro, la danza y el arte

En televisión, la cultura no muerde

"En España, la gente se acerca poco a la cultura porque no se crea la necesidad de consumir cultura, arte. Nosotros intentamos crear esa necesidad de consumir cultura; pero como verás es 50 minutos semanales, en viernes y en una franja anterior al prime time...". Lo afirma con cierto tono de resignación Cayetana Guillén Cuervo, actriz y presentadora de '¡Atención Obras!', el programa de La 2 centrado en el teatro, las artes escénicas y las artes plásticas que está a punto de cumplir su primer año de emisión. Un espacio casi único en la televisión generalista, bien hecho y con un claro reto divulgativo.

Como cada viernes, desde el 15 de marzo de 2013, La 2 nos brinda la oportunidad de acercarnos a las nuevas propuestas que coexisten y sobreviven en los escenarios o salas de toda España. Obras teatrales, zarzuela, exposiciones, fotografía, algo de música... son los ámbitos que vertebran '¡Atención obras!'. Desde el más fastuoso de los montajes hasta la sala teatral urbana más alternativa encuentran su hueco en este programa que, en palabras de su presentadora para este reportaje, es "como una revista cultural muy útil, con un tono muy cercano y muy dinámico."

A los mandos de este magazine cultural, en el que trabajan unas 13 personas de RTVE, se encuentra un tipo que sabe mucho de televisión, información y cultura, Xavier Obach. Un tipo que tiene muy claro la vocación de '¡Atención Obras!': "Sin lugar a dudas, en el ADN del programa está la divulgación, el acercarse a nuevos públicos. Este es el marco sobre el que estamos trabajando".

En su ya larga carrera como periodista, Xavier ha pasado por radio y televisión. Ha llevado a cabo labores de redactor y dirección en redacciones de informativos y, del mismo modo, ha encabezado equipos en programas culturales que han abarcado disciplinas como el cine, el teatro, la pintura...Por esta razón, el director de '¡Atención Obras!' no se lamenta cuando se le sacan los pobres datos de audiencia del programa: "A ver, nos preocupa que la gente que nos vea aprecie el contenido que hacemos. Somos conscientes de que la programación cultural no es algo mayoritario, no vamos a competir. Aún así queremos llegar al máximo número de gente posible. Miramos las audiencias con interés y viendo cómo reacciona la gente a nuestras propuestas", comenta Xavier Obach con ese mismo punto de resignación que hallamos en Cayetana al asumir que la cultura en televisión no es algo que funcione bien.

'¡Atención obras¡' se estuvo emitiendo de marzo a agosto en la franja del late night de los viernes. No tuvo un seguimiento especialmente bueno, anduvo en torno al 1% de share, menos de la mitad de la cifra que suele promediar La 2. Cuesta entender cómo se programa a última hora de la noche de un viernes un espacio por el que pasan los nombres más importantes del teatro, la danza o la ópera de nuestro país.

Tras un descanso en agosto, '¡Atención obras!' comenzó a emitirse en el horario en el que ahora lo podemos encontrar en La 2, los viernes a las 20:00 horas. Tampoco se le puede calificar de especialmente bueno. De hecho, la audiencia ha empeorado en esta franja. En este 2014, '¡Atención obras!' promedia algo menos de un 0,6% de share con 73.000 espectadores.

"El contenido cultural en televisión consigue una respuesta de la audiencia que es la que es, por desgracia. Cuando programas una magnífica ópera, un magnífico programa literario... las audiencias no son las mismas que cuando hay un concurso, un talent... Tenemos que trabajar con la variable de que el público televisivo quiere ver contenidos culturales hasta cierto punto", insiste Xavier.

Por su parte, Cayetana confía en que, como sucedió con el otro programa que presenta en La 2, 'Versión Española', los espectadores vayan conociendo poco a poco este espacio: "Intentamos educar a la gente en su relación con la cultura en un programa como 'Atención obras'. Poquito a poco, la gente va descubriendo el programa y acercándose a las obras que les proponemos".

Tanto Xavier como Cayetana, creen que más allá de audiencias, una cadena pública como TVE debe asumir esa función de divulgar la cultura a la vez que ofrecen un servicio. Cayetana afirma que se toman esa responsabilidad "con rigurosidad y respeto" y que una cadena que emita este tipo de contenidos debe dejar de lado las audiencias: "La pública puede permitirse ese lujo porque debe dar un servicio público", comenta la actriz sobre la responsabilidad cultural del ente público.

Xavier, por su parte, asegura que como director de este espacio siempre piensa en "qué podemos hacer desde una cadena pública para incorporar más gente al consumo cultural. No sólo a contenidos televisivos culturales, sino al consumo de teatro, danza, música..." y puntualiza que '¡Atención obras!' no es "un programa para frikis de la ópera, ni para pirados del teatro. Hacemos un programa para personas que se interesan por el mundo de la cultura genéricamente, con la intención de que descubran cosas nuevas".

Sin censuras políticas

Si hay en el panorama artístico un mundo particularmente crítico con según qué políticas gubernamentales, ese es el del teatro. En uno de los programas de enero, '¡Atención Obras!' invitaba a conocer el Teatro del Barrio, un proyecto liderado por el actor Alberto San Juan. En un ágil reportaje, con entrevista al propio actor, éste defendía su idea de no poder entender la cultura separadamente de la política, a la vez que dejaba entrever una ideología de sobra conocida por el gran público.

¿Qué pasa en una cadena como TVE en la que siempre hay un inquietante peso gubernamental que, si no cercena contenidos, sí los condiciona? ¿Pueden trabajar con libertad en un programa como '¡Atención obras!' que se mueve por mundos tan críticos con la gestión cultural del gobierno?

"Hay libertad absoluta en este sentido. Mi experiencia en La 2 es esa libertad. No recuerdo jamás una incidencia de ningún director (en etapas con distintos partidos políticos) que nos haya dado un toque de atención", sostiene Cayetana, que añade: "Se habla de todo y de todas las opciones. Jamás por parte de la dirección de la cadena ha habido ningún toque de atención en ese sentido, jamás. Si alguien se queda fuera es por un criterio de selección distinto, jamás ideológico".

En la misma línea se expresa Xavier, aunque él, además de hablar de libertad de expresión añade otro concepto, el de responsabilidad: "Yo no he recibido ninguna consigna de tipo político desde que estoy en este programa. Trabajamos con libertad y responsabilidad, la dos cosas a la vez. Somos conscientes de que somos un programa cultural, no de debate político. Dentro de lo que es un programa cultural, tenemos que ajustar la presencia de ese tipo de contenidos a la importancia que merece y no tiene que colonizar toda la propuesta que hacemos. Debe tener su justa medida".

Obach también recuerda que "las opiniones en el mundo de la cultura son tremendamente heterogéneas. La obligación nuestra como televisión pública no es acercarnos siempre a la gente que piensa de la misma manera, sino a todas las personas: piensen lo que piensen. Y preguntarles por la realdad social en la que viven, sea cual sea su punto de vista al respecto.".

Xavier entiende y comparte que el mundo de la cultura toque con los pies y las manos la realidad en la que se mueve, "No tiene sentido una propuesta artística desconectada de su tiempo y de su gente. Es verdad que el mundo de la cultura, en general, tiende a ser un mundo tremendamente consciente de la realidad en la que vive. Esa consciencia la traslada a sus obras artísticas". Eso sí, en su experiencia profesional, ha aprendido que no todos están dispuestos a perjudicar su carrera por expresar una idea política: "Hay mucha gente del mundo de la música o de la escena que en cuanto le preguntas por la realidad en la que vive prefiere que eso no se mezcle con su actividad profesional".

La 2 como cadena de la cultura

'¡Atención obras!' es un programa más que se suma a la ya larga oferta cultural de La 2 que va desde su atención al cine con 'Versión española' o las cintas emitidas en 'Cinefilia' hasta su apuesta por la Historia con la emisión de documentales de calidad o la puesta en marcha de programas más frescos, como 'Torres y Reyes', en los que las nuevas tecnologías se conciben como un elemento más de nuestra vida; en un intento de acercarse a los jóvenes con inquietudes culturales.

Por eso nació '¡Atención Obras!', porque Shakespeare, Lope de Vega o Verdi debían tener un espacio en televisión. "Surge de la necesidad de la cadena de darle un nuevo impulso a la programación cultural, que está en el adn de La 2", asegura Obach.

Y como estrategia de La 2 en ese proceso de transformarse y consolidarse en la cadena cultural por excelencia, Cayetana Guillén Cuervo debe ser el rostro que simbolice todo esto: "Hay una voluntad de identificar el rostro de Cayetana con la programación cultural de La 2. Ella es como el logotipo del programa, es lo que ayuda a identificar una cara con un mensaje. Y ella en eso funciona muy bien: por su bagaje personal, por su profesión, por la cantidad de trabajos que ha hecho, por la amplísima cultura que posee...", comenta Xavier Obach.

Esta responsabilidad reconforta a Cayetana que confiesa sentirse "muy halagada e intento responder con mi trabajo, muy consciente de la responsabilidad que eso significa. No bajo la guardia, me lo curro muchísimo, me lo preparo, voy a ver las cosas de las que hablo, leo los libros de los que hablo... Intento trasmitir todo mi entusiasmo por la obra de la que estamos hablando sin mentir al espectador. Que la cadena me otorgue ese distintivo creo que es por el trabajo de estos años y por no haberles fallado."

Ella está feliz de poder conciliar su faceta de presentadora con la de actriz. Es sabedora de que si esto es posible es gracias al tipo de programa que presenta y en la cadena que lo presenta.

Como Xavier, Cayetana siente el mejor de los orgullos por poder contar cada semana en '¡Atención obras!' con invitados de tal renombre y bagaje profesional: "La verdad es que la gente quiere venir y yo me siento muy satisfecha por ello. No hay nadie que no quiera venir. Todo el mundo se siente cómodo y se siente contento".

No es mentira. No son pocos los actores, directores, músicos, artistas... que se lamentan de que TVE no apueste más fuerte por este programa, seguido por muchos de ellos. Un espacio necesario, sí (como todo el dedicado a la cultura en estos tiempos), pero sobre todo interesante. La variedad de contenidos, la vivacidad en el tratamiento, la voluntaria no profundización en los temas para poder llegar más y mejor a un público menos experto... son características de un programa cultural alejado de tertulias y debates elitistas de otros tiempos y en los que la divulgación era un objetivo secundario.

Lo que no cambia a la hora de abordar este tipo de programa cultural en comparación con un reality show o con una serie es el ya viejo dilema de si el público ve lo que le ponen o si las cadenas ponen lo que demandan los espectadores. Obach lo tiene meridianamente claro: "Del mismo modo que somos libres para elegir al partido que queremos votar o para comer la comida que queremos, también somos libres para elegir la oferta televisiva que más nos interesa. Incluso para elegir ninguna oferta de televisión. Con lo cual, tiendo a pensar que si el espectador prefiere un contenido a otro es porque honestamente lo desea y, por tanto, hay que ser tremendamente respetuoso con los deseos de los espectadores".

En tal caso, convendrá informar al espectador que, en la televisión, la cultura no muerde.

El legado de Fran Llorente en La 2

Xabier Obach trabajó codo con codo con Fran Llorente desde que en 2004 formase part del equipo de redactores de los informativos de La 2. Desde septiembre de 2007 y durante el resto de la etapa de Llorente al frente de los servicios informativos de TVE, Obach desempeña el puesto de Director de Programación y Gestión. "Tenía que ver con cómo se hacían las cosas de puertas para adentro. La gestión interna, la máquina", resume Xavier su tarea.

Una tarea y una etapa al lado de Fran Llorente para el que sólo tiene palabras de reconocimiento profesional y de agradecimiento personal: "La etapa de Fran fue una etapa estupenda. Estoy contentísimo y orgullosísimo. Creo que hicimos unos informativos estupendos. No sólo estábamos convencidos de lo que hacíamos, sino que también la población lo apreció. Una cosa que no siempre sucede, que aprecien tu trabajo. Sólo tengo palabras emocionadas, tanto para Fran como lo que supuso para mí esa etapa".

Sobre Fran Llorente, Obach asegura que "Él es y era un tipo de una valentía extraordinaria. Fue capaz de asumir un reto que es despolitizar la televisión pública en un momento muy complicado también desde el punto de vista empresarial, le tocó vivir la salida de los informativos de muchísima gente".

Como muchos de los que formaron parte de ese equipo de magníficos profesionales, Obach sostiene que "Su legado perdurará siempre. Siempre tendremos como referente lo bien que se hicieron las cosas en la etapa de Fran Llorente".

Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

A continuación

    Último boletín

    Emisoras

    Elige una emisora

    Cadena SER

    Compartir

    • Notice: Undefined variable: lb_es_acceso_con_movil in /mnt/filerprod/html/produccion/datos/rhabladas/cadenaser/ser/templates/includes/v3.x/v3.0/include_player_permanente.html on line 118

    Tu contenido empezará después de la publicidad

    Cadena SER

    ¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?