Sábado, 25 de Junio de 2022

Otras localidades

EL NUEVO PSOE DE PEDRO SÁNCHEZ

Sánchez se apoya en los barones

Doce líderes territoriales estarán en la dirección, que tiene amplia representación andaluza. El PSOE crea un órgano que presidirá el asturiano Javier Fernández tras el enfado de su federación. Madina y Tapias se quejan de falta de integración

El nuevo secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, junto a su antecesor en el cargo, Alfredo Pérez Rubacalba (d), durante el congreso federal extraordinario del partido

El nuevo secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, junto a su antecesor en el cargo, Alfredo Pérez Rubacalba (d), durante el congreso federal extraordinario del partido / EFE/Luca Piergiovanni

La votación de los mil delegados determinará este domingo cómo recibe el PSOE a su nueva dirección, pero los dirigentes territoriales anticipan que tendrá un respaldo "muy elevado". De hecho, al equipo de Pedro Sánchez le costó acordarla más de lo que tenía previsto y hasta la medianoche no cerró una lista que trata de contentar a todas las federaciones. Lo más complicado fue cuadrar la representación asturiana, cuyos miembros creían que su presidente, Javier Fernández, presidiría el consejo territorial que reúne a los barones. Ese puesto lo ocupará Susana Díaz. Al final, los socialistas crean un nuevo órgano, el consejo para la transición industrial y energética, que -coordinará Fernández y que le dará acceso, al igual que Díaz, a la ejecutiva. De forma que en la nueva dirección habrá doce dirigentes que en la actualidad son secretarios generales. Madina y Tapias se quejan de falta de integración y en la dirección replican que se les ofreció incorporarse al equipo.

Más información

Aunque hayan tenido quince días para ponerse de acuerdo, el PSOE se resiste a perder la liturgia de los congresos. Es verdad que esta vez no ha habido que esperar hasta que amaneciera pero sí a que dieran las doce para que Susana Díaz, consciente de la espera de los periodistas, irrumpiera en el pasillo para entregarles la lista con la alineación. La acababan de cerrar los principales dirigentes después de que Pedro Sánchez y César Luena compartieran horas ante el ordenador con el sudoku de nombres para la ejecutiva y para el comité federal -que de esa negociación se habla menos pero resulta más complicada aún que la primera, porque fija el cupo para el máximo órgano entre congresos-.

Habrá 18 hombres y 20 mujeres, están representadas todas las federaciones y sólo seis personas repiten respecto a la etapa de Rubalcaba, según enfatizó el secretario de Organización, César Luena, que habló de "una alianza entre generaciones: un 40% de los integrantes tiene entre 30 y 40 años"-. A Luena le preguntaron por las quejas de Eduardo Madina que, a última hora de la tarde, convocó a los periodistas para decir que "no ha habido integración". Su comentario enervó a varios barones y corrió por los pasillos del congreso. En su equipo lamentan que los votos que obtuvo en la consulta a la militancia no se vean representados en la nueva dirección y censuran que Sánchez no haya respondido a las llamadas del diputado vasco. "En el PSOE todo el mundo puede hablar. Cuando Madina vea las listas del comité federal y de la dirección va a ver a compañeros que le han apoyado". Madina sí estará en el comité federal, como también Pérez Tapias. Meritxell Batet y Manuel de la Rocha, que apoyaron a Madina, están en la dirección al frente de Estudios y Programas en el primer caso y de Economía en el segundo.

A lo largo de la tarde, varios miembros de la federación asturiana hicieron llegar a la dirección su malestar -bastaba con verles la cara- porque su presidente, que apoyó a Madina en la carrera para liderar el PSOE, no tuviera un huevo en la ejecutiva. Fernández es, al cabo, el otro presidente autonómico que tiene el partido, además de Susana Díaz. Los socialistas le buscaron un nuevo organismo, para el que se inspiran en una idea semejante que tuvo el francés Hollande y que le permitirá estar en la dirección. Se sentirá acompañado, desde luego, porque otros once líderes territoriales estarán también en esa ejecutiva que se ha cerrado en puertas de un curso crucial para muchos de ellos, porque habrá elecciones la próxima primavera. La federación andaluza sitúa a nueve miembros en la dirección, entre ellos la presidenta del partido, Micaela Navarro, o la consejera de Salud de la Junta.

La ejecutiva, que se votará en el congreso este domingo al mediodía, todavía reserva algunas incógnitas. Falta por conocer el nombre de los nuevos portavoces parlamentarios en el Congreso, el Senado y el Europarlamento y llama la atención que Antonio Hernando no esté en la lista. Hernando, que ayer participó activamente en la negociación y es colaborador y amigo de Pedro Sánchez, ha sonado varias veces como portavoz del grupo parlamentario en el Congreso. La hasta ahora vicesecretaria, Elena Valenciano, es la jefa del grupo parlamentario en Bruselas y corresponde a la dirección decidir sobre su continuidad. De entrada, la europarlamentaria Iratxe García ha sido designada como responsable de los temas de la Unión Europea en la ejecutiva. La política internacional la llevará Carme Chacón.

El responsable de Política Federal, y número 3 del partido, será Antonio Pradas, diputado andaluz de la confianza de Susana Díaz. Patxi López se ocupará de la secretaría de Acción Política y Ximo Puig de Reformas Democráticas. El concejal madrileño Pedro Zerolo asumirá Movimientos Sociales.

Eduardo Madina: "No ha habido integración"

Pedro Sánchez: "Hay que apretar el paso"

Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

A continuación

    Último boletín

    Emisoras

    Elige una emisora

    Cadena SER

    Compartir

    Tu contenido empezará después de la publicidad

    Cadena SER

    ¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?