Fútbol
Ronaldo

"Hay que hablar con él, va a morir en el campo"

Ronaldo Nazario sufrió un violento episodio de convulsiones horas antes de la final del Mundial de 1998, y sus compañeros llegaron a temer por su vida

Ronaldo, durante la final del Mundial 1998.(Getty Images)

Madrid

La final del Mundial de 1998 será siempre recordada como uno de los episodios más negros en la historia del fútbol brasileño. Tanto por el 3-0 que asestó Francia a la 'canarinha', como por lo que vivieron sus futbolistas en la previa del partido. La estrella del equipo, Ronaldo Nazario, sufrió un violento episodio de convulsiones, llegando a estar cerca de no jugar el encuentro. En su día se especuló con posibles presiones de Nike, o incluso un escándalo sexual, pero el propio Ronaldo ya explicó lo sucedido. Ahora, uno de sus compañeros en esa selección, Edmundo, ha dado más detalles sobre aquel día.

El exdelantero, suplente de Ronaldo durante el torneo, detalló en el pódcast brasileño Inteligência qué sucedió tras la comida previa a la final. "Estaba subiendo a los dormitorios con Doriva y vi a Ronaldo teniendo convulsiones. Salí a avisar a todo el mundo, y con Sampaio sujeté su lengua mientras sus ojos se movían hacia atrás", narra Edmundo, que agradece que los médicos "llegaron al segundo" y Ronaldo pudo recuperar la consciencia.

El astro brasileño se había subido a echar la siesta tras comer, y no fue consciente de lo que le estaba sucediendo. "Todos sabían que había tenido convulsiones menos él. Cuando se recuperó, se puso a comer tarta en su habitación. Todos lo miraban con tensión", cuenta Edmundo, que recuerda cómo llegaron a temer por su vida. "Salió a hacer una llamada y Leonardo dijo: 'Hay que hablar con él, va a morir en el campo'".

Más información

Dado el estado de Ronaldo, Edmundo iba a ser el delantero titular en la final, y así se lo confirmó Zagallo, el seleccionador brasileño en aquel torneo. "Salió el acta y yo era titular. Pero entonces, llegó Ronaldo junto a los médicos. Habló con Zagallo, los asistentes y los médicos 5 minutos. Cuando terminaron, Zagallo me dijo que Ronaldo sería titular. Fue una decisión médica, no técnica". Las pruebas médicas no detectaron ningún problema en Ronaldo, por lo que los doctores no pudieron impedir al Balón de Oro que jugase la final.

Pese a ello, el partido de O'Fenómeno fue gris, igual que el del resto de sus compañeros, probablemente desconcentrados por lo vivido en la previa al encuentro. "Aquella selección brasileña, contra esa Francia, habría ganado ese partido ocho de cada diez veces. Pero estas son las cosas del fútbol", comenta Edmundo. Por suerte para los brasileños, tan solo cuatro años después pudieron quitarse el mal sabor de boca, conquistando el Mundial de 2002 con Ronaldo como gran estrella de aquel equipo histórico.

Escucha la radioen directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después de la publicidad

En directo

A continuación

Último boletín

Emisoras

Elige una emisora

Compartir

Suscríbete

Tu contenido empezará después de la publicidad