Jueves, 09 de Diciembre de 2021

Otras localidades

Caso Gürtel

El exalcalde de Boadilla implica a la "dirección nacional y regional del PP" en la Gürtel

Arturo González Panero, exalcalde del PP en el municipio madrileño presenta un escrito de confesión ante el próximo juicio de la Gürtel en el que manifiesta que seguía "indicaciones e instrucciones" de la dirección del Partido Popular para repartir las mordidas derivadas del amaño de contratos entre las distintas campañas electorales

Afirma que le pidieron colaborar con Correa si quería repetir como alcalde y que el líder de la trama tenía "acceso directo" tanto a la sede del PP como a La Moncloa. Será el tercer banquillo para el PP por lucrarse con la trama

El exalcalde de Boadilla, Arturo González Panero.

El exalcalde de Boadilla, Arturo González Panero. / EFE

Confesión de la pieza clave en el próximo juicio de la Gürtel por sus actividades en Boadilla, que arrancará el 13 de noviembre, de quien fuera su alcalde del PP, Arturo González Panero, que supone un serio revés para el Partido Popular al reconocer con detalle que tanto el partido como él se repartían mordidas a cambio de obra pública y financiación ilegal, en la que implica a la “dirección regional y nacional”, ocupada respectivamente por Esperanza Aguirre, José María Aznar y Mariano Rajoy.

Además, afirma que el líder de la trama, Francisco Correa, no solo tenía acceso directo a la sede nacional del PP, sino también a “La Moncloa”, ocupada entonces por el presidente José María Aznar. Será el tercer banquillo para el PP, bien como responsable civil subsidiario o por lucrarse con la corrupción derivada de la organización criminal. En este caso, la Fiscalía Anticorrupción reclama a la formación política 204.000 euros.

La “verdadera relevancia” de Correa en el PP

González Panero, alcalde de Boadilla desde el 14 de diciembre de 1999 hasta el 10 de febrero de 2009, cuando estalló la Gürtel con las primeras detenciones ordenadas por el juez Baltasar Garzón, dice que su relación con Correa arranca en 2001, cuando el exconcejal del PP José Galeote, padre del eurodiputado y bien posicionado en la dirección nacional, recomienda al alcalde conocer al líder de la trama porque su posición en el consistorio no se encontraba “suficientemente afianzada” y podía no ir en las listas en los próximos comicios.

González Panero dice que en ese momento “desconocía” la “verdadera relevancia” de Francisco Correa “dentro del Partido Popular”, pero que pronto pudo comprobar que este tenía “acceso directo” a la sede del PP en la madrileña calle Génova, donde entraba “sin tan siquiera necesidad de acreditación”, como “facilidad de contacto con el Palacio de La Moncloa”.

“Indicaciones e instrucciones de la dirección del PP” para distribuir mordidas

El exalcalde de Boadilla confiesa una por una todas las dádivas personales recibidas y los contratos amañados a favor de la Gürtel o a empresarios amigos de la trama, quienes a cambio pagaban comisiones a políticos y al propio Partido Popular, con dinero que era destinado tanto a campañas municipales y autonómicas como a las elecciones generales, siguiendo las “indicaciones e instrucciones recibidas por parte de la dirección regional y nacional del PP”.

En concreto, González Panero dice que el PP se benefició de esta situación al menos durante el periodo 2002 y 2007. Que obtuvo dinero ilícito de las adjudicaciones en Boadilla a favor de la UTE FCC-Sufi para la recogida de basuras en la localidad.

También por el amaño de contratos desde la empresa pública municipal EMSV y del propio Ayuntamiento a Constructora Hispánica, sociedad del arrepentido Alfonso García Pozuelo, que aportó “30.050 euros para las elecciones municipales y autonómicas de 2003, así como para la campaña de las generales” de 2004. Un dinero que fue distribuido “según las indicaciones e instrucciones recibidas por parte de la dirección regional y nacional del PP".

Comisiones por un colegio o VPP

Además, por la construcción de una piscina en Boadilla, un colegio y 96 viviendas de protección pública entre otros proyectos, la empresa Teconsa pagó una comisión de 1.800.000 euros, según el relato de González Panero, para “su reparto entre los miembros de la organización y el PARTIDO POPULAR”.

El exalcalde de Boadilla también admite que numerosos contratos menores del Ayuntamiento, incluían un “sobreprecio” que iba destinado a “sufragar servicios a favor del PARTIDO POPULAR”, tal y como recoge la Fiscalía en su escrito de acusación.

Arturo González Panero es el octavo de los 27 acusados que confiesa en esta pieza de la Gürtel que comienza a juzgarse el próximo 13 de noviembre. Francisco Correa, Pablo Crespo o empresarios como García Pozuelo, Ulibarri o Parra le han precedido.

El exalcalde de Boadilla muestra su arrepentimiento por estos hechos, dice sentir no contar en la actualidad con dinero para reparar el daño causado y como muestra de su situación económica, afirma que hoy en día vive con sus padres.

El otro alcalde de éxito y experto en inversiones bursátiles, es autónomo y ha emprendido “cierta actividad laboral” en prestaciones de servicios dedicadas a la “rebaja de la factura” de la luz.

Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

A continuación

    Último boletín

    Emisoras

    Elige una emisora

    Cadena SER

    Compartir

    Tu contenido empezará después de la publicidad

    Cadena SER

    ¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?