Ciencia y tecnología
Arqueología

Descubierta en Italia la tumba de una bebé de hace cien siglos

La niña murió entre 40 y 50 días después de nacer y su tumba es ya el enterramiento más antiguo de una niña en el registro arqueológico europeo

Jamie Hodgkins, investigador principal y su equipo, muestran la primera tumba decorada de una niña descubierta en Europa. / Jamie Hodkins, PhD, CU Denver

Madrid

Arqueólogos italianos y estadounidenses han descubierto el primer enterramiento en Europa de una niña. La tumba se ha encontrado en una cueva de Italia, tiene 10.000 años y es el enterramiento más antiguo de una niña en el registro arqueológico europeo.

Este entierro está decorado de forma rica con más de 60 cuentas de concha perforadas, cuatro colgantes y una garra de búho real.

Pertenece al período Mesolítico temprano

Según los arqueólogos de la Universidad de Génova (Italia) y Colorado (Estados Unidos) que han realizado este nuevo descubrimiento, esta tumba tiene ya 100 siglos de antigüedad porque pertenece al período Mesolítico temprano y demuestra que el tratamiento funerario fue igualitario para una niña.

Más información

La cueva italiana donde se ha encontrado el primer enterramiento de una niña en Europa se llama Arma Veirana y está situada en la región de Liguria, en el noroeste de Italia.

El equipo de arqueólogos pasó sus dos primeras temporadas de excavación cerca de la boca de la cueva, exponiendo capas estratigráficas que contenían herramientas de más de 50.000 años típicamente asociadas con los neandertales en Europa. Además, también encontraron restos de comidas antiguas, como huesos de jabalíes y alces marcados con cortes, y trozos de grasa carbonizada.

Excavaciones

Mientras una parte equipo exploraba los confines de la cueva, otros miembros del grupo comenzaron a desenterrar cuentas de conchas perforadas y, solo unos días más tarde, utilizando herramientas de los dentistas, los investigadores encontraron partes de la bóveda de un cráneo humano.

La datación por radiocarbono determinó que el niño, al que el equipo apodó Neve, vivió hace 10.000 años, pero el análisis de la proteína amelogenina y el ADN antiguo revelaron que el bebé era, en realidad, una mujer.

"La evolución y el desarrollo de cómo los primeros humanos enterraron a sus muertos tiene una enorme importancia cultural", explica Jamie Hodgkins, paleoantropólogo de la Universidad de Colorado, en Denver.

Entre el equipo que ha realizado este descubrimiento hay científicos de otras universidades como Bolonia, Montreal, Washington, Ferrara, Tubingen y Arizona.

El Mesolítico es interesante porque representa el último período en Europa en el que la caza y la recolección eran la forma principal de ganarse la vida. Así que es un período de tiempo realmente importante para comprender la prehistoria humana.

Su historia

Tras analizar los dientes de esta niña, los científicos han demostrado que murió entre 40 y 50 días después del nacimiento.

Según las conclusiones de esta nueva investigación, el tratamiento funerario de Neve sugiere que el reconocimiento de las niñas como personas plenas tiene orígenes profundos en una cultura ancestral común que fue compartida por todos pueblos que emigraron a Europa.

Escucha la radioen directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después de la publicidad

En directo

A continuación

Último boletín

Emisoras

Elige una emisora

Compartir

Suscríbete

Tu contenido empezará después de la publicidad