Sociedad

Rus se desvincula del 'Call center' y apunta a los técnicos: "No hablé nada del contrato. No era mi misión"

Mariano López, el principal acusado en la pieza y exsuegro de Marcos Benavent, también niega participar en la adjudicación

Mariano López, el exsuegro de Marcos Benavent, durante su declaración dentro de la pieza del 'Call Center'

València

El expresidente de la Diputación de Valencia y del PP provincial, Alfonso Rus, y el exsuegro del exgerente de Imelsa, Mariano López, han negado irregularidades en la adjudicación del centro de llamadas de la empresa pública Imelsa. Ambos han declarado este martes como investigados dentro de la macrocausa que afecta a la empresa de la Diputación, conocida como 'Call Center'.

Según Rus, el servicio se externalizó porque en la corporación provincial no había suficiente personal para hacerse cargo de la recaudación de impuestos municipales. Había 180.000 recibos por cobrar y, según Rus, en ese momento salió una normativa del Ministerio que impedía a ayuntamientos y diputaciones contratar. "Dije que si realmente era necesario dar ese servicio a los ayuntamientos, debíamos de hacer los cobros. Interesase o no económicamente", ha manifestado.

Así nació el 'Call Center' y la creación de este servicio, según Rus, fue apoyada por el PSPV, Compromís y el PP. El expresidente de la Diputación, a preguntas de su abogado, ha negado haber dado indicaciones sobre la adjudicación del servicio: "No, eso lo hacen los técnicos y nadie más".

El expresidente de la Diputación de Valencia, Alfonso Rus, se desvincula del 'Call center'

00:17

Compartir

El código iframe se ha copiado en el portapapeles

<iframe src="https://cadenaser.com/embed/audio/460/1683028528374/" width="100%" height="360" frameborder="0" allowfullscreen></iframe>

Por su parte, Mariano López, para quien la Fiscalía pide la pena más alta, 13 años de cárcel, ha señalado que él no era el dueño de Servimun, la empresa a la que se adjudicó el servicio, sino que él era asesor externo. Según ha defendido, también a preguntas de su abogado, él no intervino en la adjudicación, que la ganó Fernando Palomares, quien actuó como administrador.

Mariano López, el exsuegro de Marcos Benavent, niega en intervenir en la adjudicación del Call Center

00:25

Compartir

El código iframe se ha copiado en el portapapeles

<iframe src="https://cadenaser.com/embed/audio/460/1683028524936/" width="100%" height="360" frameborder="0" allowfullscreen></iframe>

López ha asegurado que su relación con Alfonso Rus era institucional y ha aseverado que fue Palomares quien le llamó: "Me dijo que había sido él como adjudicatario, pero necesitaba de mí porque él era de Alicante y no conocía a nadie de València. Quería que le gestionara el día a día". López ha añadido que trabajó para él como "técnico externo" porque "necesitaba de todo, hasta alquilar un piso".

Mariano López, el exsuegro de Marcos Benavent, explica su relación con Fernando Palomares

01:03

Compartir

El código iframe se ha copiado en el portapapeles

<iframe src="https://cadenaser.com/embed/audio/460/1683028527215/" width="100%" height="360" frameborder="0" allowfullscreen></iframe>

Palomares también estaba acusado en esta causa y para él la Fiscalía pedía la misma pena que para López, 13 años; no obstante, se acordó su sobreseimiento por motivos de salud.

Los audios vuelven a protagonizar parte de la sesión

Los audios de Mariano López que dieron origen a la causa, y cuya nulidad han reclamado las defensas, han vuelto a protagonizar parte de la sesión. López ha explicado que los encontró en un disco duro que estaba en casa de su hija y que pertenecía a Marcos Benavent, el conocido como 'yonki del dinero'.

Según ha manifestado, el disco duro se lo dejó Benavent en la casa de su hija cuando se separaron porque, entre las pertenencias que la hija de Mariano López le entregó a Benavent tras la separación, no estaba la memoria externa. López ha reconocido que "no pidió permiso" a Benavent, pero ha matizado que tampoco le impidió la entrada en la vivienda para recoger sus pertenencias.

López ha manifestado que conoció a Rosa Pérez Garijo, consellera de Transparencia, cuya denuncia abrió la causa, a través de un amigo y le mostró los audios. El letrado de López le ha preguntado por qué los tenía Pérez Garijo, en ese momento diputada de Esquerra Unida en la Diputación, y López ha contestado que porque los volcó en su ordenador porque la propia consellera le dijo que quería oírlo todo.

 
  • Cadena SER

  •  
Programación
Cadena SER

Hoy por Hoy

Àngels Barceló

Comparte

Compartir desde el minuto: 00:00