Miércoles, 03 de Marzo de 2021

Otras localidades

La fábrica de virales, en manos de un extremeño

Hablamos con Alfredo Murillo, editor jefe de BuzzFeed España, la versión nacional de uno de los medios digitales mas rentables del mundo, sobre la influencia de Internet y el desarrollo nuevas formas de comunicación.

Alfredo Murillo, segundo por la izquierda, con el equipo de BuzzFeed España

Alfredo Murillo, segundo por la izquierda, con el equipo de BuzzFeed España / BuzzFeed

Seguro que en sus redes sociales habrá aparecido recientemente un artículo llamado 30 razones por las que nadie debería ir jamás a Extremadura en el que, a pesar del título, se muestra el valor natural, patrimonial y gastronómico de nuestra región. Un artículo pensando para generar clicks y difusión en redes sociales ideado precisamente por un extremeño: Alfredo Murillo, editor jefe de BuzzFeed España.

BuzzFeed es un medio fundado en Estados Unidos que genera no solo cientos de contenidos virales sino cientos de miles de dolares, siendo uno de los nuevos medios digitales más rentables de la actualidad. Recientemente se han implantado en España con una edición escrita y diseñada para nuestro país y capitaneada por Alfredo Murillo.

¿Cómo definiría BuzzFeed?

BuzzFeed es un medio internacional de noticias sociales y entretenimiento. Esa era la definición básica que hemos venido usando hasta hace poco, pero lo cierto es que en el último año BuzzFeed se ha convertido en mucho más. Es un medio de noticias e investigación con la llegada de BuzzFeed News, un medio de distribución de contenido a diferentes plataformas, una productora audiovisual con BuzzFeed Motion Pictures en Los Ángeles... La expansión en cuanto a contenidos y localizaciones ha sido tan grande en los últimos meses que es difícil de definir.

Al formato de publicación icónico de BuzzFeed se le ha definido como Listicle (lista y artículo) ¿esta fórmula de mostrar el contenido seguirá siendo efectiva en los próximos años?

Alfredo Murillo, en pocas palabras

Me llamo Alfredo Murillo. Soy natural de Badajoz, sevillano de adopción y residente en Madrid. Arquitecto de formación pero periodista de profesión. Mi primera incursión en la redacción para un medio digital fue con el blog de tendencias CalamityCool, pero mucho ha llovido desde entonces y, después de colaborar en la revista digital Must! Magazine, ser bloguero de televisión para el portal Terra y redactor musical para el mismo y fundar el portal musical Hail! Pop, recalé en en grupo Condé Nast a principios de 2013. Allí fui colaborador para las versiones digitales de S Moda y Condé Nast Traveler Digital y redactor en la revista GQ, tanto en su versión web como en su versión en papel hasta septiembre de 2015, momento en el cual tomé las riendas de la versión española del medio de noticias norteamericano BuzzFeed.

La lista no es más que un formato de organización que hace las cosas fáciles al lector y, por supuesto, estaba antes de BuzzFeed y lo estará en el futuro. El acierto de BuzzFeed ha sido tan sencillo como reconocer en este formato la clave para el lector digital, ya que su atención está dividida ante diferentes impactos y es una manera de hacerle la lectura más fácil, más comprensible y atractiva. Creo que siempre habrá lugar para los diferentes formatos, y las listas son un formato enorme, en el que cabe también mucha experimentación en diferentes formas.

¿Cuándo contará BuzzFeed España con una sección de noticias local?

El modelo de expansión de BuzzFeed funciona de esta manera en todas sus ediciones internacionales. La llegada a un nuevo mercado se hace siempre con lo que nosotros llamamos Buzz, contenido de entretenimiento, estilo de vida, mucho más ligero y que a la gente le resulta más fácil compartir de manera que nuestra audiencia crezca. Por supuesto, BuzzFeed News llegará a España en algún momento en el futuro, todavía no podemos decir exactamente cuándo, pero es parte de nuestros planes a medio plazo.

¿Qué aptitudes y actitudes son necesarias para trabajar con vosotros?

BuzzFeed tiene un lenguaje muy especial y una forma de ver las cosas diferente a otros medios; es, en general, una celebración de todo aquello que hay a nuestro alrededor, ya sea lo que nos parece lo más importante o lo más nimio. Eso tiene que reflejarse en quien quiera trabajar con nosotros. Buscamos a gente que entienda cómo funciona internet, qué se fije en los comportamientos de los usuarios y que sea capaz de entender qué y por qué se comparte en las redes sociales españolas. En general buscamos gente con talento en un entorno digital y con una mentalidad abierta y ganas de experimentar.

BuzzFeed refleja mucha diversidad: post escritos desde el punto de vista de diferentes orientaciones sexuales, artículos de temática abiertamente feminista, artículos traducidos de las ediciones internacionales,...

Creemos firmemente en que la diversidad es positiva y necesaria, y simplemente escribimos para ella. Entendemos que es algo que en todos los medios debería existir, pero si no existe es porque no se quiere que exista. Nosotros no lo buscamos pretendidamente, pero sí lo fomentamos. Si un redactor tiene una orientación sexual determinada o una cultura determinada, es más que libre y tiene todo el apoyo para que hable de sus experiencias y a un público que se sienta identificado con él. Como medio digital no puedes vivir de espaldas a la diversidad que hay en internet, y estamos encantados de que nuestra audiencia sea también lo más diversa posible.

Otra característica del medio es la mezcla de infinidad de referentes de la cultura popular y de la cultura de internet. ¿Cree que existe precisamente una “cultura de internet”?

El medio que sepa adaptarse a tiempo, y si lo están pensando ahora, ya van muy tarde, sobrevivirá. El que no, desaparecerá.

Nosotros nos nutrimos de esa cultura de internet. Sí que existe, y sobre todo en España, una brecha generacional entre nativos digitales y generaciones anteriores, pero creo que esa brecha cada vez es más pequeña. Si le preguntas a una persona de 70 años qué es Twitter, probablemente no pueda darte una respuesta exacta, pero es consciente de qué es y qué está pasando. Quizá no participe, pero tiene conocimiento de la conversación que sucede en digital y poco a poco va incorporando ciertos aspectos de la cultura de internet a su vida diaria, porque dan el salto a la prensa tradicional, a la radio, a la televisión... Todo el mundo se preguntó de qué color era aquel maldito vestido, ¿y cuánta gente en España conoce Tumblr? Cuando el contenido genera reacción en la audiencia, trasciende su medio original y llega a todas las audiencias. Y esto cada vez pasa con más frecuencia.

¿Son las redes un reflejo de la sociedad, o sólo de una parte? ¿Las tendencias sociales que se ven internet pueden ayudar a prever el futuro o  hay que fijase en otros indicios menos relacionados con lo digital?

La división entre internet y la vida real cada vez tiene menos sentido. Hoy en día, más del 75% de la población española usa internet. ¿Tiene entonces sentido hacer diferencia entre lo uno y lo otro? No tiene más sentido que hacer diferencia entre lo que ocurre en la ópera o en un partido del Real Madrid. Depende de dónde vayas, la gente es diferente, las opiniones son diferentes. Simplemente tienes que ser consciente de dónde se están produciendo esas tendencias. No es lo mismo leer los tuits con un hashtag de Justin Bieber que entrar en Forocoches. ¿Se puede prever el futuro? Sí, pero hay que aplicar valores de localización y sociales a lo que estemos buscando. Exactamente igual que en la vida real.

Una crítica común a la tecnología es que nos separa de nuestro entorno cercano. Son habituales las críticas al uso del móvil en viajes, museos, restaurantes. ¿No sabemos comportarnos cuando hay tecnología de por medio?

Particularmente creo que el problema está más en la crítica que en la tecnología. Nunca hemos estado más cerca y más conectados que ahora mismo. La gente se comunica con los que ya conoce a través de internet, recupera amistades a través de Facebook, habla con su familia diariamente a través de un grupo de Whatsapp, comparte artículos que le recuerdan a algún amigo... Y hace amigos en Instagram, en Twitter o cualquier foro; y esa amistad transciende internet y acaba resultando en una tarde de cervezas, una cena y una nueva amista en "el mundo real". Si hago una foto en un viaje para compartirla es para que esa foto, ese viaje, me conecte con otras personas. No conozco a nadie en mi entorno cercano que haya descuidado su "vida real" por culpa de la tecnología, sin embargo conozco a parejas surgidas de Twitter o de Tinder, a amigos del Fotolog, a gente que ha transformado su pasión por los viajes en una carrera sólida. Criticamos lo nuevo porque es lo que toca, pero no creo que haya ningún fundamento real en ello.

¿Va Internet a matar a los periódicos?

Si me preguntas por periódicos en formato físico, creo que definitivamente sí. Los formatos avanzan con la tecnología y no hay ningún problema porque todo ese mercado laboral y demanda de información sigue estando ahí, solo que ahora es digital. El que sepa adaptarse a tiempo, y si lo están pensando ahora, ya van muy tarde, sobrevivirá. El que no, desaparecerá como parte natural del proceso.

Internet ha servido para movilizar a masas en torno a diferentes causas, pero también fomenta el “activismo de sofá”. ¿Es optimista o pesimista en torno a la capacidad de Internet de articular cambios sociales?

Soy muy optimista en este aspecto. Creo que lo que la gente llama "activismo de sofá" no es más que un síntoma de concienciación. Sí, quizá alguien que ha aprendido en internet que ciertas actitudes son homófobas y se dedica a criticarlas en sus redes sociales no vaya a ir después a una manifestación contra las agresiones homófobas, pero si se encuentra con una sabrá identificarla y denunciarla y estará mucho más concienciado con el tema. Y con gente informada es como comienzan los grandes cambios sociales.

Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

A continuación

    Último boletín

    Emisoras

    Elige una emisora

    Cadena SER

    Compartir

    Tu contenido empezará después de la publicidad

    Cadena SER

    ¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?