Miércoles, 23 de Septiembre de 2020

Otras localidades

Ley Memoria Histórica

Vicente Montejano : un español en el Gulag de Stalin

Aviador de la República pasó 15 años en los campos de trabajo de la Unión Soviética

Vicente Montejano Moreno, piloto de la República Española

Vicente Montejano Moreno, piloto de la República Española / Familia Montejano

*El 10 de febrero de 2017 falleció Vicente Montejano , aviador de la República.  Se había presentado voluntario al Ejército Republicano. Con apenas 19 años se incorporó a la aviación. Fue enviado al complejo de formación aeronáutica de Murcia. Sería seleccionado para completar su preparación en la Unión Soviética.

Un piloto republicano en la Unión Soviética

Su expedición, la cuarta de Kirovabad, partió de Murcia el 5 de agosto de 1938 y embarcó en el puerto francés de Le Havre a bordo del María Uliánova con destino Leningrado. Tras pasar por Moscú llegarían a la 20ª escuela militar de vuelo de Kirovabad, en el Cáucaso, donde se impartían los cursos para los pilotos españoles. Allí aprendió a volar, vio morir a algún compañero en prueba de vuelo y, milagrosamente, sobrevivió a un grave incidente en el aire gracias a su ingenio.

Al terminar la Guerra Civil española,  terminó su instrucción en la URSS también. Quedó atrapadó allí : hizo en vano todas las gestiones posibles para dejar el país. Las autoridades soviéticas ofrecieron a los españoles integrarse en la vida laboral, siendo presionados por militares y civiles del PCE para que aceptaran. El piloto se negó, al igual que otros 25 compañeros, solicitando su repatriación a España.

En plena Segunda Guerra Mundial, Montejano y sus compañeros fueron detenidos y trasladados a la cárcel de Novosibirsk, en Siberia occidental. EStuvo en muchos campos de trabajo soviéticos (el gulag)

En uno de los campos coincidió con prisioneros de la División Azul : será repatriado con ellos en 1954 a bordo del buque Semiramis que desembarcó en Barcelona.

Conoció a su mujer que trabajaba en la Delegación Nacional de Excombatientes.  Residieron en Madrid. En 1984, por fin obtuvo el reconocimiento de grado de comandante de aviación.

Fue gracias a una mujer austríaca, con la que mantuvo una relación en el gulag, que la familia supo de él. Los dos estaban presos y ella fue la que salió primero y escribió a la familia.

 A mi amado ‘Yonji’ le han llevado al campo de prisioneros de Krasnoyarsk, donde debía trabajar en un campo de obligación, en una fábrica de madera con máquinas con cuchillos abiertos, que no tenía seguridad para el trabajador. En una noche, trabajando con una de estas máquinas se cortó tres dedos y medio y una parte de la mano derecha. (…) Hemos pasado mucha hambre, frío y enfermedades, hemos sufrido de la malaria. En la estepa asiática hay muchos ‘Buranes’ un viento muy fuerte con nieve en el invierno y arena durante el verano. Cuando hay Buran las barracas están completamente tapadas con la nieve y salir es imposible (…) El trabajo está muy pesado y obligado para hombres y mujeres. Hay que hacer la canalización para los campos y muchos otros trabajos en la agricultura y en el campo. (Carta de Hansi Weissenstein. Praga, 16 enero 1947)

Cargando

Escucha la radio en directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después la publicidad

Programación

Último boletín

Emisoras

Elige una emisora

Cadena SER

Compartir

Tu contenido empezará después de la publicidad

Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?