Últimas noticias Hemeroteca

El último informe forense avala la exhumación de las víctimas de Aragón

Cajas con restos humanos amontonadas en la Cripta del Santo Sepulcro. /

El pasado 26 de febrero el forense Francisco Etxeberría visitó junto con los familiares de las víctimas del franquismo el Valle de los Caídos en una visita histórica que adelantamos aquí en la SER. Pocos días después, el 3 de marzo, ese forense firmó un informe médico en el que sostiene que la exhumación de los restos de los hermanos Lapeña y de los otros fusilados en Calatayud, como el padre de Mercedes Abril, es científicamente posible. 

Según el contenido de ese informe,  "el acceso y extracción de los columbarios de la cámara del tercer nivel de la Capilla del Santo Sepulcro no ofrece mayores dificultades  si se tienen presentes las medidas de seguridad que se han expuesto en distintos informes técnicos". Para llevar a cabo dicha tarea, añade Etxeberría, "será necesario disponer temporalmente los columbarios en un lugar que esté relativamente próximo a dicha cámara con la garnatía de seguridad sin ocasionar trastorno alguno a los usuarios de la iglesia". El forense sostiene además que la extracción de esas cajas "serviría para mejorar el estado actual de conservación de la totalidad de los restos que se encuentran en esa cámara".

Etxeberría reconoce en ese informe que se trata de una cuestión "compleja" y que hay que hacerlo atendiendo a las medidas de seguridad. Los técnicos del Instituto de Ciencia de la Construcción Eduardo Torroja advirtieron, dice, de la fragilidad de las losetas prefabricadas del suelo donde se alojan esos columbarios, que se apoyan en viguetas sin mayor sujección. Pero cree que aún así se puede hacer. Etxeberría propone colocar tablones en el suelo, si es necesario, para que los operarios y los técnicos forenses vayan sacando los columbarios uno a uno de forma segura. Esos columbarios serían colocados después en una sala anexa, en la "sala maquinaria del órgano", en el mismo tercer nivel de la Capilla del Santo Sepulcro; allí se podrían realizar los primeros análisis forenses.

El forense Francisco Etxeberría a la izquierda de la imagen. / Cadena SER

El Ministeiro de Justicia, por su parte, ya ha tomado muestras de ADN de todos los familiares para agilizar una posible identificación, en el caso de que aparezcan los columbarios de Catalayud.  Según las pruebas documentales por las que Patrimonio reconoce a las familias el derecho a exhumar, las víctimas que provienen de Calatayud estarían todas en la misma caja. Es decir, que los hermanos Lapeña y el padre de Mercedes Abril podrían estar en el mismo columbario.

Francisco Etxeberría es un forense de larguísima trayectoria profesional. Ha trabajado en decenas de casos relacionados con víctimas de la Guerra Civil y aclaró el caso Bretón después de un año atascado.

 

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?