Últimas noticias Hemeroteca

Viernes, 13 de Diciembre de 2019

Otras localidades

Vox se queda solo pidiendo la derogación de la Ley de Memoria Democrática de Aragón

Sesión tensa y también con emoción entre las asociaciones memorialistas que estaban en la tribuna. Solo los 3 diputados de Vox han votado a favor de que derogue esa ley, el grupo del PP se ha abstenido y el resto han votado en contra

Votación en las Cortes de Aragón /

La Ley de Memoria Democrática de Aragón sigue vigente. No ha salido adelante la propuesta de Vox que pedía su derogación, en un ambiente en el pleno cargado de tensión contenida y de emoción por parte de las asociaciones de memoria histórica, que han seguido el debate desde la tribuna e invitados,

Por eso al finalizar el presidente de las Cortes, Javier Sada, tomaba la palabra para agradecer que se hubiera respetado la palabra. Solo los 3 diputados de Vox han votado a favor de que derogue esa ley, el grupo del PP se ha abstenido y el resto han votado en contra.

El portavoz del partido de extrema derecha, Santiago Morón, defendía la eliminación de ley con argumentos como que esa ley "vuelve a un clima de crispación e impide que los aragoneses aprendamos del pasado y miremos al futuro para solucionar nuestros problemas" y "lejos de ello, la norma pretende convertirnos en esclavos del año 1936, impide que la historia siga su curso y trata de que se mantenga estática en el citado año".

Al darle respuesta, el diputado de Izquierda Unida, Álvaro Sanz, se refería a una de las frases de Morón. "Lo que no se puede hacer es no solo no reconocer el daño sino además negar el daño, que es lo que ustedes han venido a hacer a esta tribuna: negar el daño". Sanz ha defendido que "no es una cuestión de reabrir heridas" porque "no se pueden reabrir heridas que nunca se cerraron".

Nacho Escartín, de Podemos, le pedía a los diputados de Vox que pensaran en las victimas. "Vox dice que esta ley es un ataque a la reconciliación nacional y que no hay que reabrir viejas heridas. Señorías de Vox, miren a la cara a quienes llevan décadas buscando a sus familiares, los tienen ahí en tribuna, pueden charrar luego con ellos, que están pidiendo reparación frente al silencio y frente a la impunidad de los franquistas"

Desde el PP,  Mar Vaquero ha pedido que se modifique la Ley de Memoria Democrática de Aragón y aboga por una ley "de concordia" y "por eso no queremos que se derogue; ya lo dijimos en su momento" sino que "queremos que se mantenga todo lo que incluye esta ley pero que también se incluya todo aquello que fue excluido para que sea una ley de todos".

Ramiro Domínguez, de Ciudadanos, para responder a Vox hacía referencia a su familia. "Mi padre fue lugarteniente de la guardia de Franco y mi madre venía de otros partidos y le digo que derogar esta ley es una error y coincido en que ustedes no se han mirado esta ley" que, a su juicio, "tiene luces y sombras pero muchas más luces que sombras".

Memorialistas en la tribuna

 Al finalizar el debate, las asociaciones memorialistas se mostraron muy molestas con la intervención del diputado de Vox. Pilar Gimeno, la presidenta de una asociación de Magallón, que trabaja por la recuperación de restos en fosas comunes, expresaba con emoción cómo había vivido el debate. "Nauseabunda, vomitiva..." pero "una de las cosas que ha dicho que me ha impactado es que lo que pasó fue íntimo, cuando hay tantas personas en las cunetas y en las fosas comunes".

Y Enrique Gómez, el portavoz de todas las asociaciones, casi agradecía a Vox que hubiera hablado de esta ley porque piensa que desde que entró en vigor en febrero no se ha hecho nada. También lo señalaba en La  Rebotica, en Radio Zaragoza.

La ley de Memoria Democrática de Aragón contempla, entre otras cosas, la creación de un mapa de fosas, un registro de ADN y sanciones para los ayuntamientos que no retiren los símbolos franquistas. 

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?