Más deportes
SER Deportivos Bilbao

En zona talibán: el viaje de Nilofar

Esta abogada afgana decidió huir de Kabul tras la toma de la ciudad por los talibanes. Una cadena de solidaridad ha hecho que, tras muchas dificultades, tenga una nueva vida en Bilbao gracias al equipo de baloncesto en silla de ruedas Bidaideak

En zona talibán: el viaje de Nilofar Bayat

En zona talibán: el viaje de Nilofar Bayat

16:01

Compartir

El código iframe se ha copiado en el portapapeles

<iframe src="https://cadenaser.com/embed/audio/460/1638535672991/" width="100%" height="360" frameborder="0" allowfullscreen></iframe>

Bilbao

Nilofar Bayat nació en Afganistán hace 28 años, en una década de los 90 que fue de avance constante para los talibanes. En 1996, sus fuerzas tomaron el control de la capital, Kabul, y formaron el Emirato Islámico de Afganistán. Exactamente lo mismo que intentan hacer ahora, en 2021.

Más información

Nilofar vivió el primer régimen talibán siendo una niña. En 1992, cuando apenas tenía dos años, el mismo misil que mató a su hermano, a ella le dañó la médula espinal y le provocó la pérdida de una pierna. Creció en un país hostil hacia la mujer. Prohibido estudiar, trabajar, viajar, criticar, salir sola... Prohibido ser libre.

La llegada de la libertad

Con el cambio de siglo, Afganistán dio un giro radical. El desalojo de los talibanes del poder por parte de las fuerzas occidentales, lideradas por Estados Unidos, dio paso a una nueva era. Las mujeres recuperaron sus derechos. Nilofar creció y fue a la universidad, estudió Derecho. Trabajó durante años por la igualdad de género. Descubrió el baloncesto en silla de ruedas y llegó a convertirse en la capitana de la selección afgana.

2021: vuelve el terror

Pero este verano todo volvió a destruirse. Los talibanes lanzaron una rápida ofensiva que les llevó de nuevo al poder en Kabul. Nilofar decidió entonces lanzar un SOS: necesitaba abandonar el país como fuera. Junto a su marido, emprendió un viaje plagado de dificultades. Gracias a la colaboración de muchas personas, unos días más tarde aterrizó en Madrid. De ahí a Bilbao, donde ha empezado una nueva vida junto a su marido, Ramesh, y gracias al equipo de baloncesto en silla de ruedas Bidaideak.

Objetivo: despertar al mundo

Sin embargo, Nilofar ni puede ni quiere olvidar su pasado. Tiene claro que su vida pasa por Euskadi, pero su familia aún permanece atrapada en Afganistán. Por eso su objetivo seguirá siendo trabajar para que la comunidad internacional no olvide al resto de personas que no han podido salir de su país y temen, cada día, qué les espera bajo el dominio talibán.

Nilofar Hayat, durante la entrevista con la Cadena SER. / Cadena SER

Los eslabones de la cadena

Son muchas las personas que han intervenido en el éxito de Nilofar Bayat. Algunas de las más destacadas son los periodistas Antonio Pampliega y Paloma del Río y Txema Alonso, presidente del club de deporte adaptado Bidaideak.

Antonio Pampliega es un corresponsal de guerra que estuvo durante diez meses secuestrado en Siria por Al Qaeda. Pampliega es amigo de Nilofar y una de las personas imprescindibles en la huida de la deportista de Afganistán. Acaba de publicar su novela "Flores para Ariana", en la que relata el infierno en el que viven las mujeres bajo el régimen de los talibanes.

"Afganistán es el peor país del mundo para haber nacido mujer. Yo, que he estado muchas veces allí, entiendo perfectamente su mensaje de socorro. En el momento en que Afganistán deje de importar al mundo, los talibanes volverán a ser los de 1996. Aquellos que prohibieron la risa de la mujer porque excitaba al hombre, que no les dejaban dirigirse a los hombres si estos no lo hacían antes, los que les amputaban las falanges de los dedos si tenían las uñas pintadas".

Paloma del Río es periodista, trabaja en RTVE desde hace más de tres décadas. Es la voz de la gimnasia, además de la de otros deportes. Ha cubierto multitud de citas olímpicas; su profesión le ha permitido viajar por todo el mundo. Ha conocido la Rusia comunista, los suburbios de Brasil... Asegura que nunca se había encontrado con nada parecido.

"Algo tan terrible, nunca. Esto se sale del mundo deportivo. Yo me pongo en la situación de tener a mi hija, mi hermana o mi prima todo el día encerrada en casa, mutilada, sin poder salir, amenazada de muerte... ¡Hace un mes decapitaron a la capitana de la selección junior de voleibol! Yo no me puedo quedar quieta".

Txema Alonso es el presidente del Club Bidaideak, equipo de baloncesto en silla de ruedas de Bilbao. Es el vigente campeón de la Liga BSR. Txema recogió el guante al leer el mensaje de Antonio: "Ni lo dudamos. No podíamos mirar para otro lado. Había una chica, capitana de la selección afgana, que pedía socorro. Nosotros somos una asociación que trabaja con personas con discapacidad. No podíamos hacer otra cosa que ofrecerle un nuevo hogar", apunta.

Escucha la radioen directo

Cadena SER
Directo

Tu contenido empezará después de la publicidad

En directo

A continuación

Último boletín

Emisoras

Elige una emisora

Compartir

Suscríbete

Tu contenido empezará después de la publicidad